Una tormenta invernal envolvió el lunes gran parte de Estados Unidos con gélidas temperaturas, lluvia y nieve, estropeando los viajes para miles de personas en esta temporada navideña.

Cientos de miles de personas, desde Michigan hasta Maine, seguían el lunes sin electricidad Cientos de miles de personas, desde Michigan hasta Maine, seguían el lunes sin electricidad luego que la tormenta depositó hasta 5 centímetros (2 pulgadas) de nieve en algunas zonas. La empresa de electricidad de Michigan anunció que demorará varios días restablecer plenamente el servicio.

El Servicio Meteorológico de Gray, Maine, anunció que la lluvia helada cesará el lunes a la tarde, pero que las temperaturas permanecerán gélidas hasta el próximo fin de semana.

Las autoridades del estado redujeron a 45 millas por hora (72 kilómetros por hora) el límite de velocidad en la carretera principal debido a la superficie resbaladiza.

Muertes por tormentas

En Canadá murieron otras cinco personas Por lo menos nueve personas murieron a causa de la tormenta en Estados Unidos, cinco de ellos por inundaciones en Kentucky mientras que una mujer pereció por un tornado que pasó con vientos de 210 kilómetros por hora (130 mph) en Arkansas. En Canadá, cinco personas murieron en accidentes en las autopistas a causa de la tormenta.

A media tarde del domingo, más de 700 vuelos habían sido suspendidos y más de 11.000 tuvieron demoras, informó el sitio FlightAware.com, que sigue de cerca el cumplimiento de los itinerarios de vuelo.

En contraste, calor récord para esta época del año se sintió por segundo día consecutivo en los estados de la costa central del Atlántico debido a un sistema de aire caliente y húmedo procedente del sur.