Las autoridades investigan la posible intoxicación de 221 personas con marihuana sintética ocurrida en agosto pasado en Colorado.

Diez enfermos han entrado en terapia intensiva, pero no se han registrado muertesUn informe de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades con relación al tema que fue difundido este jueves está basado en una investigación conjunta con funcionarios estatales de salud, después de que hospitales de Colorado comenzaron a ver un incremento de visitas a las salas de urgencias por parte de personas que habían consumido marihuana sintética a fines de agosto.

De 127 casos reportados en el área de Denver y en Colorado Springs, 10 son de personas que ingresaron a terapia intensiva, pero no se reportaron muertes. La mayoría de los afectados fueron atendidos y dados de alta.

Variedades nuevas

El informe señala que funcionarios de salud y policiales de Colorado están indagando si una o dos variantes nuevas de marihuana sintética contribuyeron a las enfermedades. Una variedad fue vinculada a un brote epidemia similar en Georgia en agosto.

La marihuana sintética es ilegal en Colorado. Cuatro tiendas identificadas por quienes se enfermaron ya fueron clausuradas.