Metallica
Metallica, durante su actuación en la Antártida. facebook.com/metallica

Metallica realizó un insólito concierto en un sitio creado cerca del helipuerto de la Base Carlini, ubicada en la isla 25 de mayo, en la Antártida argentina, como parte de un nuevo llamado de atención sobre el cambio climático.

Para hacer posible este singular concierto en la Antártida, se siguió un estricto protocolo para la instalación de equipos y acondicionar el sonido, señalado por la Dirección Nacional Antártica (DNA) de Argentina para evitar cualquier posible impacto ambiental. Los cerca de 200 seguidores del grupo presentes en la actuación tuvieron que usar audífonos para no contaminar ambientalmente.

La banda interpretó algunos de sus temas clásicos Con gran calidad de transmisión en imagen y sonido mediante internet, la banda entonó los acordes de sus temas clásicos Sad but true, Master of puppets, One, Blackened, Nothing else matters, Enter Sandman, para culminar con Seek and destroy.

Una reducida audiencia de fans, principalmente de países de Latinoamérica, pudo disfrutar del concierto en el lugar, únicamente a través de audífonos, lo que marca un hito en la historia de los conciertos de rock en el mundo.

Sin embargo, el grueso de los espectadores en el mundo entero pudo disfrutar del evento gracias a la transmisión vía internet, mediante el proyecto "Música Zero" de Coca Cola.

25 toneladas de equipo

El espectáculo necesitó del montaje de más de 25 toneladas de equipos y la conexión de instrumentos a placas solares. Además se instalaron varias carpas con forma de iglú, preparadas para soportar vientos de hasta 150 kilómetros por hora.

El preludio del evento estuvo a cargo del Coro Silente de Carlini" integrado por cinco científicos que arropó a su compañero Roberto Yardín, miembro de la base, quien guitarra eléctrica en mano, rindió un homenaje al rock argentino que sólo pudo escucharse a través de auriculares.

Horas más tarde Metallica interpretó lo mejor de su repertorio. Desde octubre pasado, podía leerse en su sitio de Internet: "luego de 30 años como banda, hemos tenido la inmensa suerte de visitar prácticamente todos los rincones del planeta, a excepción de este".

Nuevo disco en 2014 Para sus integrantes este concierto representó "algo especial y muy diferente" pues además de las características técnicas de la audición, significó la posibilidad de estar presentes en un lugar reservado para la paz, la ciencia y la cooperación internacional.

A lo largo de 30 años la agrupación originaria de Los Ángeles, California pero con base en San Francisco, está integrada en la actualidad por James Hetfield, Lars Ulrich, Kirk Hammett y Robert Trujillo. Ha vendido más de 100 millones de discos y ha obtenido nueve Grammys, entre otros reconocimientos.

Metallica ya prepara un nuevo disco para 2014 y no descarta aunque tampoco lo asegura, una serie de presentaciones en algunas capitales sudamericanas, como Buenos Aires, Santiago de Chile y posiblemente México.