Tiroteo en Los Ángeles
Un oficial de policía besa a una niña tras llevarla a un lugar seguro lejos del tiroteo. LOS ÁNGELES TIMES

Un hombre que hirió de bala a un policía de Los Ángeles y se parapetó con dos rehenes se ha rendido tras nueve horas, informaron las autoridades.

Todo comenzó por una disputa familiar El teniente Mark Fried, de la Policía de Inglewood, le dijo al Daily Breeze que el hombre de 45 años se entregó el miércoles a eso de las 9:15 de la noche y que los dos rehenes, su novia y la hija de 14 años de ella, están sanas y salvas.

La policía fue a su casa poco después del mediodía tras reportes de un pelea familiar. El capitán de policía James Madia dice que el hombre comenzó a disparar antes que los agentes llegaran a la puerta.

La policía dice que el agente que baleado sobrevivió gracias al chaleco blindado. El hombre sigue hospitalizado pero se espera que sobreviva.