La Agencia Nacional de Inteligencia (NSA) espió los hábitos de visita a sitios pornográficos de musulmanes radicales para dañar su reputación, reveló un nuevo documento clasificado filtrado por el ex contratista de esa agencia, Edward Snowden.

"Algunas de las vulnerabilidades, si son expuestas, probablemente cuestionarían la devoción de radical a la causa jihad conduciéndolo a la degradación o pérdida de su autoridad", señala el documento de interceptación de comunicaciones conocido como Señales de inteligencia (SIGINT).

Ninguno de los seis individuos espiados reside en EU y solo uno de ellos es ciudadano del país norteamericano.

La información fue obtenida a través de la vigilancia en línea de dos de los sospechososLa revelación apareció en un artículo firmado por Glenn Greenwald, Ryan Gallegher y Ryan Grim en la publicación electrónica The Hofftington Post.

"Ver material sexualmente explícito o usar lenguaje persuasivo sexualmente explícito cuando se comunican con jovencitas si es experiencia sexual", es uno de los ejemplos marcados en el documento como las posibles vulnerabilidades de seis musulmanes que la NSA creía estaban radicalizando a otros con discursos incendiarios.

El documento de NSA fechado el 3 de octubre de 2012, se refiere repetidamente al poder de los cargos de hipocresía para debilitar tales mensaje", apuntó el artículo de Greenwald, el periodista al que Snowden le filtra información sobre los programas de espionaje electrónico y telefónico de la NSA.