Rusia niega haber causado lío en Catar mediante hacking

Las autoridades rusas negaron airadamente el miércoles las acusaciones de que se infiltraron en la agencia de noticias de Catar para sembrar noticias falsas y así causar el actual conflicto...

Las autoridades rusas negaron airadamente el miércoles las acusaciones de que se infiltraron en la agencia de noticias de Catar para sembrar noticias falsas y así causar el actual conflicto diplomático de ese país con sus vecinos árabes.

El portavoz de la presidencia rusa Dmitry Peskov rechazó el reporte de la cadena de noticias CNN, afirmando que “se trata de otra falsedad, de otra mentira”.

Arabia Saudí, los Emiratos Árabes Unidos, Bahréin, Egipto y Yemen han cortado sus lazos diplomáticos con Catar, acusándole de apoyar a extremistas y de aliarse con el enemigo regional de Arabia Saudí, Irán. Catar niega las acusaciones.

El canciller ruso Serguei Lavrov también rechazó la versión de CNN, afirmando que "socava aun más su reputación como canal independiente e imparcial”.

"CNN y algunos otros medios noticiosos se quedan esperando a que estalle algún escándalo... para luego, sin prueba alguna, echarle la culpa a Rusia o a hackers rusos”, dijo Lavrov en conferencia de prensa con el canciller español Alfonso Dastis.

Las tensiones entre Catar y Arabia Saudí se agravaron hace dos semanas cuando Catar denunció que su agencia de noticias oficial y su cuenta de Twitter fueron hackeadas de tal manera que salió publicada una historia según la cual el emir, jeque Tamim bin Hamad Al Thani, había calificado a Irán de “una potencia regional que no puede ser ignorada”.

Las agencias de noticias de los países vecinos hicieron caso omiso a las refutaciones de Catar y siguieron publicando los comentarios. Arabia Saudí, los Emiratos Árabes Unidos, Bahréin y Egipto obstruyeron el acceso a Al Jazeera y lanzaron una agresiva campaña acusando a Catar de apoyar a grupos terroristas como Al-Qaeda y el Estado Islámico, y de estar desestabilizando a la región.

El presidente ruso Vladimir Putin habló por teléfono el martes con el emir catarí y le exhortó a entablar un diálogo con sus vecinos.

“Es importante resolver las desavenencias en la mesa de negociaciones, a fin de resolver cualquier problema que haya surgido y aunar esfuerzos contra la principal amenaza de la región, el terrorismo”, dijo Lavrov.