Concluye misión militar de apoyo tras atentado en Manchester

Gran Bretaña puso fin el jueves al despliegue de sus fuerzas armadas como apoyo a la policía en su labor de vigilancia tras el ataque con bomba en un concierto en Manchester. El jefe de defensa...

Gran Bretaña puso fin el jueves al despliegue de sus fuerzas armadas como apoyo a la policía en su labor de vigilancia tras el ataque con bomba en un concierto en Manchester.

El jefe de defensa Stuart Peach declaró que unos 1.000 efectivos militares fueron despachados para apoyar a la policía, mientras el nivel de alerta antiterrorista fue elevado a “crítico” tras el atentado que dejó 22 muertos y decenas de heridos.

El nivel de alerta antiterrorista fue reducido de "crítica" _el más alto, en que un ataque se considera inminente_ a "severo", en que se considera que un ataque es muy probable.

Peach advirtió, sin embargo, que las fuerzas armadas “están listas para ser desplegadas” de nuevo en caso necesario.

Poco antes la policía de Manchester había anunciado la liberación sin cargos de un hombre detenido en las pesquisas sobre el atentado contra un concierto en la ciudad.

El hombre de 21 años fue liberado el miércoles por la noche, según la policía.

Diez varones siguen detenidos y están siendo interrogados por su posible colaboración en el ataque. Seis personas, una de ellas mujeres, han sido liberadas sin cargos.

Los sospechosos aún retenidos no han sido identificados ni procesados.

La policía cree que el agresor, Salman Abedi, de 22 años, actuó solo en gran parte para fabricar la bomba usada en el concierto de Ariana Grande el 22 de mayo.

Abedi murió en la explosión.