Texas busca suavizar ley de identificación de votantes

Una versión menos estricta de la ley de identificación de votantes se acercó el martes al escritorio del gobernador republicano Greg Abbott, tras haberse revisado el borrador anterior que una jueza...

Una versión menos estricta de la ley de identificación de votantes se acercó el martes al escritorio del gobernador republicano Greg Abbott, tras haberse revisado el borrador anterior que una jueza comparó con un “impuesto electoral” y dijo discriminaba intencionalmente a las minorías.

Los republicanos tienen urgencia para aprobar los cambios: La legislatura de Texas tiene menos de una semana para aprobar propuestas antes de levantar el periodo de sesiones hasta 2019, mientras que las cortes federales, que han confrontado al estado en los últimos años en la materia, siguen el proceso de cerca.

La nueva versión aprobada por la Cámara de Representantes estatal, bajo control republicano, no expande la lista de identificaciones con fotografía aceptables, lo que significa que las licencias de portación de armas siguen siendo suficientes para votar, no así las identificaciones de estudiante universitario.

En abril, la jueza federal de distrito Nelva Gonzales Ramos falló nuevamente que esos estrictos requerimientos eran una desventaja para las minorías, y que en esencia merman el poder electoral de la creciente población hispana del estado.

Pero los republicanos afirman que prácticamente no se rechazará a nadie. La nueva versión permitiría que personas que no cuentan con una identificación requerida puedan votar si firman una declaración jurada y presentan documentos que muestren su nombre y dirección, como un estado de cuenta bancario o un recibo de servicios públicos.

Los demócratas se resistieron a la inclusión de sanciones penales por mentir en la declaración, al afirmar que los votantes podrían ser procesados por un error inocente en su declaración.

“Sé que la corte ha fallado en otro sentido, pero como alguien que estuvo aquí en 2011, no creo que ninguno de nosotros quiera discriminar”, dijo el representante republicano Phil King, quien fue el responsable de realizar los cambios.

La nueva ley de Texas se apegaría a los cambios impuestos por una corte federal de apelaciones antes de la elección presidencial de 2016. King dijo que espera que la ley haya quedado mejorada al punto “en que la corte nos diga ‘buen trabajo’”.

Pero los tribunales aún no están satisfechos. Las cortes federales le han llamado a Texas la atención este año sobre los derechos de los votantes: En marzo, un panel de tres jueces en San Antonio indicó que los republicanos manipularon racialmente los distritos del congreso en 2011, el mismo año en que se aprobó la ley de identificación de votantes.

___

Paul J. Weber está en Twitter como: www.twitter.com/pauljweber