´Bed and Break fast´ - ´Journey of a Cedar´ - ´Petitbus´
Diseños de Miriam Mirri, Marcel Wanders y Philippe Nigro para el proyecto de Matteo Ragni TobeUs - Miriam Mirri- Marcel Wanders - Philippe Nigro

El diseñador italiano Matteo Ragni descubrió como joven padre el carácter efímero de los juguetes actuales. Observaba con pena cómo algunos sólo aguantaban enteros unas cuantas horas o pasaban desapercibidos tras unos días de protagonismo. La ilusión de los niños por los juegos no perduraba.

La experiencia provocó en Ragni el deseo de que sus hijos construyeran una relación con el objeto que fuera más allá de la diversión, que se estableciera un vínculo emocional como sucedía en generaciones anteriores, con los juguetes indestructibles, añejos y efectivos que pasaban de hermano a hermano o de padres a hijos sin que apenas sufrieran daños. La madera era el material apropiado para la misión.

TobeUs (que se podría traducir como SerNosotros) es un proyecto que examina las formas del clásico juguete infantil, protagonista de carreras y viajes eternos. Su creador invitó a cien diseñadores a pensar en una pieza atractiva, con formas que inspiraran al niño a utilizarlo en sus aventuras.

Diseñadores jóvenes

El Museo Nacional de la Ciencia y la Tecnología Leonardo da Vinci, en Milán (Italia), expone hasta el 13 de enero 100% TobeUs: una mostra, un progetto, un manifesto (100% TobeUs: una exposición, un proyecto, un manifiesto), la colección completa de coches de madera que componen la iniciativa.

Las piezas están pensadas para estimular la imaginación del niñoLos autores son diseñadores jóvenes italianos y de otros países. El valenciano Vicente García Jiménez, la japonesa Tomoko Azumi, los hermanos brasileños Fernando y Humberto Campana, el italiano Carlo Contin o el catalán Martí Guixé son algunos de los creadores del centenar de coches de acabado suave que componen la colección.

Con un solo tocón de madera

Elaborados desde el año 2007 hasta ahora, en Italia y con procesos artesanales, los juguetes son de madera de cedro libanés —agradable al tacto y ligeramente aromática— y están fabricados a partir de un solo tocón siempre del mismo tamaño.  "Es un proyecto con unos límites claros", dice Ragni, que tras recibir una avalancha de peticiones para diseñar nuevos modelos ha puesto en la página web una plantilla del coche para que quien lo desee pueda contribuir con un coche propio.

En la web hay una plantilla del coche para que quien lo desee diseñe uno El museo expone el centenar de modelos en una exconcesionaria de coches que ahora forma parte del edificio del centro y destaca el carácter lúdico e imaginativo para los niños (que pueden jugar con los coches e incluso añadirles elementos y dibujar sobre ellos) y reflexivo para los adultos, en la contemplación de materiales duraderos y cálidos como la madera y el rechazo del juguete de usar y tirar, en auge en las últimas décadas.