Las autoridades y jefes de policía de distintas ciudades de Estados Unidos criticaron el martes el reporte de la Casa Blanca que tenía la intención de exhibirlos por lo que el gobierno de Donald Trump percibe como políticas migratorias negligentes, e indicaron que el documento incluye información errónea o engañosa sobre arrestos recientes de inmigrantes o sus políticas carcelarias.

La respuesta no se dio únicamente de gobiernos locales liberales que están en desacuerdo con el presidente Donald Trump en lo referente a sus medidas migratorias o su promesa de deportar a "tipos malos" que viven ilegalmente en Estados Unidos. En Texas, el jefe de policía republicano del conservador condado Williamson, dijo que su cárcel no se rehusó a cuatro solicitudes recientes de detención de inmigrantes, como afirma el reporte.

El listado se publicó debido al decreto que Trump aprobó en enero, en el que exigía que el gobierno documente cuáles son las jurisdicciones locales que no cooperan con las autoridades federales para encontrar y deportar a los inmigrantes que están ilegalmente en el país.

El primer listado se publicó el lunes, en el que se citan 206 ejemplos de inmigrantes que se dice fueron liberados de cárceles locales pese a las solicitudes de detención por parte de agentes federales. Las peticiones han tomado un papel protagónico en el debate migratorio bajo el gobierno de Trump, quien se opone férreamente a las políticas locales que otorgan clemencia a las personas que están ilegalmente en el país.

Muchas "ciudades santuario" eligen no atender las solicitudes de detención cuando los inmigrantes completan sus sentencias y son liberados de prisión.

Autoridades de ciudades y condados en Oregon, Rhode Island y Texas, objetaron la manera en que fueron descritas por el reporte en su manejo de arresto de inmigrantes, o disputan algunos de los casos. El jefe de policía del condado Williamson, Robert Chody, dijo que el reporte por parte del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE por sus iniciales en inglés) es "engañoso".

La publicación de la lista se da en momentos en los que algunas de las ciudades y condados expresan su preocupación de que el gobierno federal les retire fondos a causa de las llamadas "ciudades santuario", una de las promesas de Trump.

"Lanzaron una enorme red sobre los que incluyeron en esta lista. Aún intentamos averiguar qué es lo que logra esta lista y cómo será utilizada", dijo el alcalde de Providence, Jorge Elorza.

Por lo general, Rhode Island no atiende las solicitudes de detención de ICE, pero Elorza dijo que al parecer se incluyó a Providence por una resolución municipal no vinculante de 2011, que él afirma no está relacionada con las peticiones de detención.

Una portavoz de ICE no comentó de inmediato a los reportes contradictorios. La agencia ya reconoció que hay algunos errores. Horas después de que se difundiera el documento el lunes, el ICE corrigió 14 solicitudes rechazadas en Texas que fueron enlistadas por error en la cárcel estatal del condado Travis. Dicha instalación es manejada por el sistema carcelario estatal y no el condado Travis, donde se ubica la liberal ciudad de Austin y que cuenta con casi dos terceras partes del total de casos de la lista.

El gobernador de Texas, Greg Abbott, bloqueó fondos por 1,5 millones de dólares para el condado Travis luego de que la recién electa jefa de policía demócrata anunció tras la toma de posesión de Trump que sus prisiones no acatarían las solicitudes de detención. Abbott dijo que el reporte del Departamento de Seguridad Nacional es "profundamente perturbador" y lo utilizó para impulsar su llamado a prohibir las llamadas "ciudades santuario" en todo Texas.

El reporte no fue la única preocupación de ICE para las autoridades de Texas. Un magistrado federal dijo esta semana en una audiencia pública que funcionarios del ICE le dijeron que un reciente operativo migratorio en Texas se dio debido al cambio de políticas de detención de inmigrantes en el condado Travis. El ICE había dicho previamente que sus operaciones en Austin y otras ciudades eran rutinarias.

El Oregon, el jefe de policía del condado Washington, Pat Garrett, dijo que el reporte no describe con precisión los problemas legales para cumplir las solicitudes de detención. Un fallo en 2014 por parte de una corte federal en Oregon encontró que las agencias de la ley podría ser responsables de mantener encarcelado a alguien para los agentes migratorios si no tienen una causa probable.

El jefe de policía del condado Riverside, en California, tiene preocupaciones similares. Las autoridades de la jefatura de policía en el lugar no entregarán a inmigrantes al ICE debido al fallo de una corte federal, pero proporcionarán información sobre las fechas de liberación de inmigrantes siempre que se presente la solicitud de detención, dijo el asistente del jefe de policía, Jerry Gutierrez.

El reporte de ICE resalta una amplia gama de delitos cometidos por inmigrantes, que van desde infracciones de tránsito y manejar en estado de ebriedad, hasta violación y homicidio. No se dan a conocer nombres, lo que dificulta verificar los hechos en torno a cada caso.

Y la cifra dada a conocer en el reporte es un tanto turbia. No representa todos los casos en los que las autoridades migratorias buscaron obtener custodia de personas que enfrentan cargos penales, y no se representaron plenamente en el listado ciudades grandes como Nueva York y Los Ángeles. Tampoco quedó claro el periodo que cubre dicho reporte.

___

Los periodistas de Associated Press Nomaan Merchant en Houston, Errin Haines Whack en Filadelfia y Amy Taxin en Los Ángeles contribuyeron a este despacho.

___

Paul J. Weber está en Twitter como: www.twitter.com/pauljweber