El Congreso de Colombia aprobó la creación de tribunales especiales para juzgar a los implicados en crímenes cometidos durante el conflicto con la guerrilla de las FARC, punto clave del acuerdo de paz con los rebeldes.

Tras horas de debate y varias sesiones caóticas, el Senado aceptó la propuesta en la noche del lunes con 61 votos a favor y dos en contra.

Los tribunales de paz han sido uno de los aspectos más polémicos del acuerdo con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), principal guerrilla del país. La oposición critica que guerrilleros responsables de crímenes atroces puedan eludir la cárcel si confiesan su participación en el conflicto. Defensores de derechos humanos aseguran que modificaciones introducidas en el texto a última hora permitirán exculpar a militares responsables de ejecuciones extrajudiciales.

El presidente Juan Manuel Santos aseguró que la creación de los tribunales es "un gran paso para la consolidación de la paz en este país".