El canciller mexicano Luis Videgaray expresó personalmente el jueves a la Casa Blanca la preocupación de su gobierno sobre la posibilidad de que niños sean separados de sus padres al cruzar ilegalmente la frontera estadounidense, en una nueva demostración de la turbulencia que atraviesa la relación bilateral.

En una conferencia de prensa antes de partir hacia Cuba, Videgaray dijo que México considera que esa posible separación "atenta contra la unidad fundamental de la sociedad, que es la familia".

"Creemos que era importante hacer llegar un mensaje directo a la Casa Blanca sobre nuestra preocupación. Es una posibilidad grave la separación de familias", indicó sobre su estadía de horas en la capital estadounidense.

El jefe de la diplomacia mexicana señaló que los funcionarios de la presidencia estadounidense le respondieron que aún no han tomado una decisión sobre la posible separación de niños y padres.

El secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, indicó esta semana que esa medida podría formar parte de un esfuerzo por desalentar a las familias de realizar la peligrosa travesía a través de México hacia la frontera con Estados Unidos

Videgaray dijo haber conversado telefónicamente la víspera con su homólogo estadounidense Rex Tillerson, con quien acordó reunirse en dos semanas en Washington. Agregó que también acordó abordar políticas de desarrollo durante el próximo trimestre con los gobiernos de Guatemala, Honduras y El Salvador.

La posible separación de familias es solo una de varias discrepancias que han surgido en la relación bilateral desde la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca.

Trump ha dicho que México asumirá el costo del muro que desea construir a lo largo de la frontera binacional, que planea deportar hacia México a connacionales de terceros países e imponer un arancel a importaciones mexicanas.

México se opone vehemente a las tres ideas.

Al consultarle sobre el Tratado de Libre Comercio de América del Norte, el canciller señaló que ambos países esperan comenzar las negociaciones formales a fines de junio o inicios de julio, una vez que ambos gobiernos culminen sus respectivas consultas con el sector privado o el congreso.

Videgaray dijo que mientras él ofrecía una conferencia de prensa, el secretario mexicano de Economía, Idelfonso Guajardo, se reunía con su homólogo estadounidense Wilber Ross. La embajada canadiense informó que su canciller Chrystia Freeland también se reunió con Ross el jueves.

Trump ha subrayado la necesidad de renegociar el tratado comercial suscrito por los tres países, alegando que lastima los intereses de la economía estadounidense.

----------

Luis Alonso Lugo está en Twitter como https://twitter.com/luisalonsolugo