Fueron recapturados los últimos dos de ocho reos que presuntamente escaparon de una camioneta de transporte en el oeste de Oklahoma cuando los guardias se detuvieron para llevar al menos a un prisionero enfermo a un hospital y dejaron las llaves en el vehículo, dijo la policía.

Lester Burns y Michael Coleman estaban nuevamente bajo custodia el martes por la tarde, según un despachador de la policía quien remitió las preguntas al asistente del jefe de policía Louis Flowers, quien no respondió de inmediato una llamada telefónica de The Associated Press buscando su comentario.

Lester Burns y Michael Coleman estaban nuevamente bajo custodia el martes Los reos eran de prisiones de del oeste y norte de Estados Unidos y estaban siendo transportados entre agencias en las mismas regiones del país, dijo el jefe de policía Byron Cox.

Uno o dos de los prisioneros se sintió enfermo cerca de Weatherford, que se encuentra aproximadamente a una hora en auto al oeste de Oklahoma City sobre la autopista Interestatal 40, señaló Cox. Su asistente, Flowers, dijo que los reos habían sido dejados en un compartimento cerrado dentro de la camioneta.

"Dos de los reos desprendieron la división a patadas y pudieron llegar al frente del vehículo. ... Las llaves aún estaban en la camioneta hasta donde sabemos, y aún estaba el motor encendido", añadió Flowers

Cox dijo que los reos se detuvieron aproximadamente a una milla de distancia (1,6 kilómetros) y dos huyeron. Fueron utilizados perros y helicópteros en la búsqueda, y agentes fueron puerta por puerta durante la tarde, informó Flowers.