Funcionarios del gobierno de Austria han criticado la recomendación de líderes islámicos del país de que las mujeres musulmanas cubran su cabeza con pañuelos cuando lleguen a la pubertad.

El ministro de Relaciones Exteriores Sebastian Kurz, también ministro de Integración del país, dijo que la postura es "un ataque a la libertad y libre autodeterminación de las mujeres". La secretaria de Estado, Maria Duzdar, consideró "inaceptables" tales restricciones a la libertad de la mujer.

Medios noticiosos de Austria difundieron el lunes eas reacciones tras la recomendación emitida por la Comunidad Islámica. La organización dice que la última decisión la tomarán las mujeres y censuró lo que describió como la intromisión política en asuntos religiosos.

El gobierno de Austria ha prohibido el uso de velos que cubren todo el rostro en las cortes, escuelas y otros "lugares públicos". A principios de este año prohibió que policías, juezas y fiscales usen pañuelos en la cabeza, como el hiyab y la shayla.