Miles de civiles escapan de Mosul mientras arrecian combates

Miles de civiles iraquíes escaparon de Mosul por la madrugada mientras fuerzas del gobierno avanzaban al norte de una base militar cerca del aeropuerto de la ciudad el viernes.Las fuerzas especiales...

Miles de civiles iraquíes escaparon de Mosul por la madrugada mientras fuerzas del gobierno avanzaban al norte de una base militar cerca del aeropuerto de la ciudad el viernes.

Las fuerzas especiales de Irak avanzaron al distrito Wadi Hajar en el oeste de Mosul y retomaron el área de manos del Estado Islámico, dijo el brigadier general Yahya Rasool, portavoz de Operaciones Militares Conjuntas.

El brigadier general de fuerzas especiales Haider al-Obeidi dijo que las tropas realizaban operaciones de limpieza en el área y estaban a punto de conectarse con fuerzas de la policía federal militarizada que avanzaban junto a la ribera occidental del Tigris.

Las fuerzas armadas y las unidades de la policía federal lanzaron un ataque contra la parte oeste de Mosul hace casi dos semanas para expulsar al grupo Estado Islámico. Desde el inicio de la ofensiva, más de 28.000 personas han sido desplazadas por los combates, de acuerdo con la ONU.

Nahla Ahmed, de 50 años, huyó de Mosul al final de la noche el jueves, caminando más de cinco kilómetros (3 millas) desde su casa en el barrio de Shuhada.

"Todas las familias estaban escondidas detrás de un muro", dijo, al explicar cómo se escaparon de una parte en poder del Estado Islámico en la ciudad. "Les dimos valium para que no lloraran y los milicianos del el grupo Estado Islámico no nos capturaran".

Ahmed, como muchos de los civiles que han escapado de Mosul en la última semana, huyó a través del barrio de Mamun. Ese distrito está controlado en parte por las fuerzas especiales iraquíes.

El mayor Saif Ali, estacionado en Mamun, dijo que enormes muchedumbres de civiles comenzaron a llegar al área desde barrios vecinos después de la medianoche. Ali dijo que la población en el oeste de Mosul se está volviendo cada vez más desesperada a medida en que escasean más los alimentos y el agua.

"En total 7.000 personas huyeron por esta área anoche", dijo. "Estamos tratando de controlar las multitudes".

Para el final de la mañana, casi todas las familias habían sido trasladadas de Mamun. El barrio estaba lleno de ropa abandonada y mantas apiladas en lotes baldíos y esquinas.

La coalición encabezada por Estados Unidos arrojó el viernes más de 15 proyectiles contra coches bomba, posiciones de francotiradores y unidades de morteros del Estado Islámico en Mosul, dijo Ali.