Tuvieron que pasar 12 años para que el actor mexicano Eugenio Derbez pudiera concluir su ópera prima, no tenía presupuesto y los inversionistas no querían apostar por el proyecto, sin embargo, tras su estreno en Estados Unidos, "No se aceptan devoluciones" llegará a salas mexicanas el próximo 20 de septiembre, con mil 500 copias.

El actor mexicano Eugenio Derbez se mostró feliz por los éxitos que está cosechando en Estados Unidos su película y de comprobar cómo le están enseñando a los estadounidenses que otro humor es posible.

"Creo que les estamos enseñando (...) que hay otras cosas de qué reírse, que hay otro tipo de humor y otro tipo de películas que pueden funcionar también para ellos", dijo el actor en una conferencia de prensa en la capital mexicana.

Ojalá tengamos la fortuna de que la Academia nos nomine porque como país creo que tiene muchas posibilidades de ganar

La cinta es su ópera prima como director y en ella actúa también de protagonista en el papel de Valentín, un soltero, mujeriego y egoísta al que le cambia la vida cuando tiene que hacerse cargo de una hija a la que no conocía, producto de una de sus aventuras.

El filme fue estrenado el pasado 30 de agosto en Estados Unidos y en sus primeros días de exhibición logró recaudar 10 millones de dólares, por lo que en la segunda semana tuvo que aumentar el número de copias (de 347 a 717) y alcanzó los 20,3 millones.

Derbez, quien estuvo acompañado por parte del elenco de la cinta como su coprotagonista, la niña Loreto Peralta, explicó que en el guión se arriesgó porque utilizó cosas que en principio parecían demasiado locales y que "han funcionado".

La cinta se estrenará en México el próximo 20 de septiembre y, en opinión del actor, está al nivel de cualquier otra comedia de Hollywood, hasta el punto de que cree que encajaría "perfectamente" en el perfil de los premios Óscar.

El trayecto no fue nada fácil para Eugenio Derbez, pues tuvo que luchar con el estigma de ser un actor de comedia para televisión, "me costó mucho trabajo entrar al cine, el primer día en el set fue horrible, porque decían que ya había llegado 'Ludovico Peluche' a querer hacer cine".

"Ojalá tengamos la fortuna de que la Academia nos nomine porque como país creo que tiene muchas posibilidades de ganar o de que sea nominada entre las finalistas", dijo el artista.

Aunque no quiso dar más detalles, Derbez confesó que el éxito del filme ha sido tal que en los últimos días ha recibido numerosas llamadas con ofertas de trabajo de personas que antes no le contestaban el teléfono.