Los líderes de España e Italia buscan un mayor rol en el fortalecimiento de la Unión Europea durante las próximas cumbres regionales mientras Francia, Alemania y otros países se preparan para elecciones que podrían debilitar el liderazgo europeo.

"Italia y España buscan un papel clave en los meses entrantes, principalmente como protagonistas en el resurgimiento de la Unión Europea", dijo el primer ministro Paolo Gentiloni en conferencia de prensa en Madrid junto con el presidente del gobierno español Mariano Rajoy.

Gentiloni y Rajoy tienen planeado unirse a los líderes de Portugal, Francia, Grecia, Malta y Chipre para una cumbre de un día en Lisboa el sábado. También planean participar en las negociaciones con los 28 líderes de la UE el mes entrante en Malta y en marzo irán a Roma para conmemorar 60 años del establecimiento de una unión económica europea.

Los líderes también acordaron reanudar las cumbres bilaterales regulares que se suspendieron en 2013 debido a las frías relaciones entre Rajoy y el ex primer ministro italiano Matteo Renzi.

El viernes Rajoy ofreció a Gentiloni sus condolencias por la devastadora avalancha que dejó 29 muertos en un hotel aplastado por un alud de nieve.

Cuando le preguntaron sobre el estado actual de la relación entre los gobiernos de México y Estados Unidos, el gobernante español deseó que prevalezcan "la sensatez, la cordura y el sentido común" y que las relaciones sean "las mismas que deberemos tener todos con nuestros vecinos".