La policía londinense detuvo el miércoles a una segunda persona acusada de amenazar a Gina Miller, la principal demandante en la batalla legal ante el Supremo en relación con los planes de Gran Bretaña de abandonar la Unión Europea.

Miller, una empresaria de 51 años, se convirtió en el rostro de la demanda que reclama que el gobierno de la primera ministra, Theresa May, obtenga aprobación parlamentaria antes de activar el llamado Brexit.

La policía detuvo a un hombre de 50 años en el centro de Londres como sospechoso de comunicaciones malignas con agravante de carácter racial.

Miller ha dicho que contrató guardaespaldas después de que se presentara la demanda. El Supremo determinó el martes que May debe pedir la aprobación del Parlamento antes de iniciar el proceso formal de abandonar la UE.