En México son frecuentes las acusaciones de crímenes a exgobernadores estatales, pero pocas son tan escandalosas como la formulada contra el exgobernador de Veracruz, Fidel Herrera.

El actual gobernador Miguel Angel Yunes acusó a su predecesor de comprar medicamentos falsos para hospitales estatales y de suministrar a niños enfermos de cáncer una sustancia inerte en lugar de la droga correspondiente.

El domingo, Herrera renunció al consulado en Barcelona y tuiteó que "Voy directo a enfrentar la calumnia. Es Falsedad total".

Herrera fue gobernador de Veracruz de 2004 a 2010.

Yunes dijo que la compra de medicamentos falsos comenzó con Herrera y continuó con su sucesor Javier Duarte.

Duarte, acusado de lavado de dinero y crímenes mafiosos, fue declarado prófugo de la justicia.