El promedio industrial Dow Jones perdió el jueves todo lo que había ganado en 2017 al caer por quinto día seguido, parte de un retroceso de los índices accionarios en momentos en que los rendimientos de los bonos del Tesoro continuaron su ascenso.

Las pérdidas fueron generalizadas, con tres acciones en baja en la Bolsa de Valores de Nueva York por cada una que subió. Las empresas de servicios públicos, los fondos de inversiones en bienes raíces y otros que pagan grandes dividendos estuvieron entre los más golpeados porque sus pagos lucen menos atractivos cuando los rendimientos de los bonos están en modalidad ascendente.

Las acciones de las compañías pequeñas sufrieron pérdidas enormes.

El Dow cayó 72,23 puntos, el 0,4%, a 19.732,40, ligeramente más bajo de donde concluyó en 2016. Aun así, no está lejos de su cierre récord en alza de 19.974,62, establecido hace un mes.

El índice Standard & Poor's 500 retrocedió 8,20 puntos, el 0,4%, a 2.263,69, mientras que el compuesto Nasdaq cedió 15,57 unidades, el 0,3%, ubicándose en 5.540,08.

El Russell 2000, que da seguimiento a compañías más pequeñas, perdió 12,81 puntos, el 0,8%, a 1.345,74. Este índice, que ganó terreno después de los comicios presidenciales y concluyó el año pasado con una ganancia de casi el 20%, también registra pérdidas en el año.

El mercado accionario se ha ralentizado en enero tras una enorme alza desde las elecciones, en momentos en que los inversionistas aguardan a ver qué significará realmente una presidencia de Donald Trump para las acciones. Ya han visto una versión optimista, como pudo captarse en el alza de 6% en el S&P 500 después de la sorpresiva victoria electoral de Trump, impulsada por las expectativas de una disminución en los impuestos y menos regulaciones a las empresas.

Pero en un posible panorama negativo, un incremento en los aranceles o en las restricciones comerciales podría significar una disminución en las ganancias de las grandes empresas estadounidenses.

"El mercado bursátil parece estar posado como un funámbulo en la cuerda floja, equilibrado en el centro, pero hay un par de pesas de cien libras en cada extremo de la barra que ayuda a equilibrarse", dijo Rich Weiss, gerente de cartera en American Century Investments.

Los rendimientos de los bonos continuaron su marcha en alza después de que fueron agregados más informes económicos a la pila de datos alentadores que ha estado creciendo recientemente. El rendimiento del certificado del Tesoro a 10 años subió a 2,47% de 2,43% el miércoles por la tarde.

Los rendimientos de los bonos han estado subiendo en general desde las elecciones debido a las expectativas de que las políticas de Trump generarán más inflación y crecimiento económico.

Uno de los informes del jueves mostró que el número de trabajadores que solicitaron apoyo gubernamental por desempleo disminuyó la semana pasada a su nivel más bajo en más de 43 años, un indicio de que están disminuyendo los despidos en las compañías. Otro informe mostró que los constructores de viviendas prepararon los cimientos de más casas nuevas en diciembre, lo que coronó un exitoso año 2016 para ese sector de la economía.

Los bancos y las compañías de energía, que registraron ascensos después de los comicios, perdieron terreno el jueves.

El crudo de referencia estadounidense subió 29 centavos para cerrar en 51,37 dólares el barril. El crudo Brent, el estándar internacional, avanzó 24 centavos a 54,16 dólares.

El oro perdió 10,60 dólares y se ubicó en 1.201,50 dólares la onza.

En Europa, el DAX alemán cerró prácticamente sin cambios, el CAC 40 de Francia cayó 0,3% y el FTSE 100 perdió 0,5% en Londres.

En los mercados asiáticos, el índice Nikkei 225 japonés subió 0,9%, el Kospi surcoreano ganó 0,1% y el Hang Seng de Hong Kong cayó 0,2%.

____

Elaine Kurtenbach de la AP contribuyó con este despacho desde Tokio.