Representantes de la empresa brasileña Odebrecht entregaron a la Procuraduría dominicana los contratos que la compañía ha firmado con el gobierno para que el ministerio público investigue los supuestos sobornos millonarios a funcionarios locales.

"Una vez que el proceso esté completado, tendrán una idea más terminada del asunto", dijo el lunes a periodistas Robert Valdez, abogado de la compañía a su arribo a la sede de la Procuraduría.

El procurador general, Jean Alain Rodríguez, había dado a Odebrecht un plazo de tres días, que venció la noche del viernes, para que entregara todos los documentos relacionados con sus actividades en el país desde 2001. Rodríguez también exigió a las instituciones públicas que suscribieron contratos con la compañía brasileña los documentos que avalan dichos convenios a fin de cotejarlos.

Odebrecht ha suscrito 17 contratos desde 2001 con instituciones públicas para la construcción de obras millonarias de infraestructura.

La fiscalía dominicana abrió una investigación luego de que ejecutivos de Odebrecht confesaron a autoridades estadounidenses haber pagado sobornos millonarios a funcionarios de diez países para conseguir contratos con instituciones públicas. En el caso de República Dominicana, Odebrecht pagó sobornos por unos 92 millones de dólares, según la investigación del Departamento de Justicia de Estados Unidos, detalló la semana anterior el procurador Rodríguez.

El funcionario interrogó la semana anterior al gerente de la compañía en el país, Marcelo Hofke, quien aseguró que la empresa no pagó sobornos directamente, sino que entregó los 92 millones de dólares a un intermediario.

El representante comercial de Odebrecht en el país, Angel Rondón, dijo durante un interrogatorio en la Procuraduría que los cerca de 92 millones de dólares que recibió de la compañía no fueron usados para pagar sobornos, sino como "servicios de representación comercial". Rondón insistió en un documento publicado el lunes en varios periódicos, que informaba que el dinero no fue utilizado para pagos ilegales o sobornos.

La Procuraduría dio un plazo a Rondón, que vence el lunes, para que entregue los documentos que avalen las transacciones que realizó con Odebrecht y el destino del dinero que recibió de la compañía.