Un video muestra como la polícia de Long Beach le propina una paliza a un enfermo mental

  • Las imágenes son de una cámara de seguridad de una tienda de licores en la calle Sur.
  • Los oficiales le propinaban garrotazos en las piernas y manos a un hombre en el suelo.
  • El departamento de policía se defiende diciendo que el hombre opuso resistencia cuando era arrestado.
Una patrulla de la Policía de Los Ángeles
Una patrulla de la Policía de Los Ángeles
FLICKR / Nostri-imago

Familiares de una persona, al parecer aquejada por males mentales y víctima de presuntos abusos policiales en Long Beach, difundidos en un video, dijeron hoy que interpondrán una demanda judicial.

Le dieron garrotazos en las piernas y en las manos a un hombre que estaba en el suelo Los hechos alentaron protestas en redes sociales y de los familiares de la víctima.

El video revela el momento en que oficiales del Departamento de Policía Long Beach (LBPD) propinaban garrotazos en las piernas y manos a un hombre en el suelo, identificado como Porfirio Santos López, de 46 años.

Los familiares de Santos López dijeron que éste sufre esquizofrenia, pero voceros de la policía acusaron al hombre de oponer resistencia y patear a los agentes cuando era arrestado.

El video fue puesto en Youtube hace dos días y captó la atención de los usuarios que lo consideraron un flagrante abuso de los agentes del orden.

La policía inició una investigación interna, pero difundió un video previo que muestra a Santos López cuando se enfrasca en una pelea con dos hombres afuera de una vinatería lo que generó un llamado telefónico a la policía.

Descargas eléctricas

En el video difundido por los familiares de la víctima  se ve cuando cuatro agentes golpean varias veces con bastones y uno realiza un disparo con una pistola eléctrica cuando Santos López ya está en el piso.

El sargento del Departamento de Policía de Long Beach, Aaron Eaton, aseguró que el arresto derivó de la actuación irracional del individuo, que se resistió.

Indicó que Santos López, quien fue hospitalizado tras el incidente, enfrentará cargos por agresión a un agente del orden, resistirse al arresto y embriagarse en la vía pública.

Eaton indicó que cuando Santos López se había enfrentado a dos hombres afuera de una vinatería, golpeó a un agente en la cara y pateó la cachiporra y la mano de un agente.

La esposa de Santos López, Lee Ann Hernández, anunció que contactó a abogados para una demanda contra la policía por uso excesivo de fuerza ya que a su esposo le fracturaron el brazo derecho y necesitará una cirugía.

Explicó que su esposo tiene un historial de enfermedades mentales y que en el pasado llamaron a la policía por su mal de esquizofrenia.

Eaton señaló que los agentes que estuvieron en el arresto continúan en servicio, aun cuando se inició una investigación interna cuyos resultados se conocerán las próximas semanas.