Siria: Diplomáticos buscan apoyos para oposición en Aleppo

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, y otros diplomáticos intentan encontrar soluciones para la desesperada oposición siria mientras el gobierno de Damasco expulsa a los rebeldes de...

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, y otros diplomáticos intentan encontrar soluciones para la desesperada oposición siria mientras el gobierno de Damasco expulsa a los rebeldes de Aleppo tras una devastadora ofensiva.

Con decenas de miles de civiles huyendo, Kerry dijo que trabaja para asegurar su seguridad y salvar a Aleppo "de ser absolutamente, completamente destruido".

Kerry se reúne el sábado en París con el ministro francés de Exteriores, Jean-Marc Ayrault. Al encuentro asistirán también diplomáticos europeos y árabes y miembros de la oposición siria.

Por otra parte, expertos militares y diplomáticos estadounidenses y rusos se ven en Ginebra también el sábado para trabajar en los detalles de la salida de los rebeldes del este de Aleppo, que en su día fue el corazón comercial de Siria.

Tras cinco años de guerra civil, las opciones de las fuerzas de la oposición, que cuentan con el apoyo de Occidente, parecen cada vez más sombrías mientras que el ejército de Damasco, respaldado por Rusia y otros aliados, recuperó en los últimos días el control de casi todo el enclave rebelde en el este de Aleppo.

"La gente está cansada de estas reuniones (...) ¿Pero qué se supone que debo hacer? ¿Irme a casa y pasar un buen fin de semana en Massachusetts mientras hay gente muriendo?", reconoció Kerry el viernes por la noche en París.

Tras días de intensos bombardeos, la embajadora de Estados Unidos ante Naciones Unidas, Samantha Power, reconoció esta semana que la diplomacia no "cumplió con el pueblo de Aleppo". En declaraciones a The Associated Press en París, culpó a Rusia por vetar los esfuerzos de la ONU para asegurar el suministro de ayuda humanitaria y expresó su frustración por los esfuerzos realizados en el pasado para negociar soluciones con Moscú.

"Participamos en este ejercicio de buena fe durante muchos, muchos meses. Pero todo lo que ha ocurrido en este periodo es que la comida no ha llegado. No se han realizado evacuaciones médicas en el este de Aleppo. Y el régimen respaldado por Rusia ha pulverizado escuelas, hospitales y vecindarios civiles", declaró.

Moscú dice que ayuda a Assad en su lucha contra los extremistas islámicos que perpetraron ataques en todo el mundo. El representante de Rusia en la ONU, Vitaly Churkin, dijo el viernes que los radicales "subyugaron" a la oposición siria. "El concepto fantasma de la oposición moderada siria fracasó", señaló según la agencia de noticias Tass.

Churkin acusó a Occidente de fomentar la guerra para derrocar a Assad en una " forma agresiva de colonialismo actual", y en su lugar pidió la formación de una coalición antiterrorista global.