Una eventual intervención militar en Siria divide a las principales potencias mundiales

  • El ataque del 21 de agosto (supuestamente con armas químicas) ha provocado dos reacciones contrapuestas.
  • EU, Reino Unido y Francia aseguran una "respuesta contundente" si la investigación de la ONU demuestra el uso de componentes neurotóxicos.
  • Alemania es la voz discordante en el bando aliado: descarta cualquier tipo de intervención militar.
  • Rusia y China tratan de frenar cualquier intentona de ataque a un país cercano a ellos como Siria.
  • Irán ha ido más lejos y ha amenazado con represalias si el ataque llega a producirse.

El pásado miércoles 21 de agosto la Coalición Nacional Siria −la principal alianza opositora al régimen de Bachar al Asad− denunciaba que al menos 1.300 personas murieron en un ataque con armas químicas en Guta Oriental y otras áreas en los alrededores de la capital.

Las sospechas sobre el uso de armamento químico (por demostrar), crecieron tras el comunicado de este sábado hecho público por Médicos Sin Fronteras, que informaba de que habían recibido a unas 3.600 personas afectadas con sintomas asociadas a agentes neurológicos, de las cuales 355 terminaron muriendo.

Tras la confirmación de la ONG, Naciones Unidas ha intentado entrar en Siria para investigar los sucesos. Este domingo el Gobierno sirio y la ONU llegaban a un acuerdo para que los equipos de investigadores internacionales entrasen sin ningún problema en la zona del supuesto ataque químico.

La confirmación del uso de armas químicas es la clave. EU, Reino Unido y Francia han condicionado una eventual intervención militar en el país a este hecho. Una intervención que, según han informado diarios como The New York Times, podría estar planeada ya y se asemejaría a la desarrollada en la antigua Yugoslavia (bombardeos áereos de las fuerzas aliadas). De hecho, EU ha mantenido su flota en el Mediterráneo y Obama se ha reunido con sus asesores militares para valorar cualquier tipo de respuesta, incluyendo la militar.

El conflicto sirio parace haber tomado una posición principal en el panorama internacional y en las agendas de las principales potencias. Esta semana supondrá el punto de inflexión para esta crisis. ¿Qué defiende cada país? Estas son las posturas de cada uno:

NO DESCARTAN LA INTERVENCIÓN

  • Estados Unidos: El secretario de Defensa norteamericano, Chuck Hagel, declaró este domingo durante su visita a Malasia que el Pentágono "está preparado" por si el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, opta por una intervención militar en Siria.

       Las decisiones deben tomarse con rapidez para evitar que se repita otro incidente "El presidente Obama pidió al Departamento de Defensa preparar opciones para todas las contingencias. Lo hemos hecho y estamos preparados para ejecutar cualquier opción, si él decide emplear una de ellas", declaró Hagel en la rueda de prensa posterior a la reunión con su homólogo malasio.

    "Cuando tengamos más información, la respuesta será clara", apuntó Hagel, tras conocerse ayer que varios buques de la Marina de Estados Unidos tomaron posiciones en el Mediterráneo, cerca de las costas de Israel, con rango de tiro en posiciones controladas por las tropas leales al presidente sirio, Bachar al Asad.

    Hagel consideró que las decisiones en respuesta al posible ataque con armas químicas deben hacerse con rapidez para evitar que se repita otro incidente. Obama y Cameron han dicho que habrá una "respuesta contundente", pero el presidente estadounidense ha dejado claro que no quiere otro Afganistán.

  • Francia: El presidente de Francia, François Hollande, y el primer ministro británico, David Cameron, condenaron este domingo, "sin reservas, el uso de armas químicas en Siria", y acordaron abordar "cuanto antes" la respuesta que debe darse al ataque registrado el pasado miércoles a las afueras de Damasco.

    Los dos mandatarios, según un comunicado del Elíseo, sede de la presidencia gala, mantuvieron este domingo una conversación telefónica sobre la situación en el país. "El jefe del Estado y Cameron acordaron consultarse lo antes posible sobre las respuestas que deben darse a ese acto intolerable", indicó la nota.

    Hollande también instó al régimen sirio a que ofrezca "una cooperación inmediata y total a la misión de las Naciones Unidas para que los inspectores tengan acceso sin reservas a los lugares afectados por los ataques químicos".

    Poco antes de esta conversación, el presidente galo mantuvo otra con el primer ministro australiano, Kevin Rudd, en la que indicó que "ya hay un manojo de pruebas que indican que el ataque del 21 de agosto fue de naturaleza química", y que "todo conduce a considerar al régimen sirio como responsable".

  •    Este crimen no debe esconderse bajo la alfombraReino Unido: El premier británico y el presidente de EU mantuvieron una charla esta domingo en la que estuvieron de acuerdo en que "es vital que el mundo mantenga la prohibición sobre el empleo de armas químicas y disuada de nuevas atrocidades".

    Han prometido una contundente respuesta si se prueba que el régimen sirio de Bachar al Asad empleó armas químicas contra su propia gente, informó Downing Street.

    "Este crimen no debe esconderse bajo la alfombra", resaltó desde la residencia y despacho oficial del premier británico.

  • Israel: El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, dijo este domingo que lo que sucede en Siria, en referencia a las denuncias del supuesto ataque con armas químicas, "sólo muestra lo que podría ocurrir si Irán se hace con armas más mortíferas".

    Netanyahu hizo esta advertencia al inicio de una reunión en Jerusalén con el ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, con quien aseguró que comparte el mismo interés sobre los acontecimientos en Siria, que calificó de "trágicos".

    Subrayó que lo que sucede en el país vecino es prueba de "cómo los regímenes extremistas no tienen ningún tipo de reservas en emplear ese tipo de armas incluso cuando lo hacen contra civiles inocentes, contra su propio pueblo".

    Además de alertar de lo que podría ocurrir si Teherán lograra capacidad nuclear, Netanyahu destacó: "Finalmente los extremistas emplean esas armas. Así que debemos impedir que las adquieran".

EN CONTRA DE LA INTERVENCIÓN

  • Rusia: Instó este domingo a no repetir en Siria los errores del pasado y recordó que hace 10 años Estados Unidos utilizó una información falsa acerca de que Irak tenía armas de destrucción masiva para lanzar una intervención militar en ese país árabe sin la autorización de la ONU.

       Recordó que hace 10 años Estados Unidos utilizó una información falsa acerca de Irak El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso, Alexandr Lukashevich, declaró que Moscú escucha con preocupación las demandas que parten de París, Londres y otras capitales de "una reacción decidida" contra el supuesto empleo de armas químicas por parte de las Fuerzas Armadas sirias.

    Esta exigencias, agregó, se ponen sobre mesa "haciendo caso omiso de los numerosos hechos que apuntan a que esa acción fue una provocación de la oposición intransigente", como ha denunciado el Gobierno de Damasco.

    "Todo esto nos obliga a recordar los acontecimientos de hace 10 años, cuando con el pretexto de una información falsa, que los iraquíes disponían de armas de destrucción masiva, EU lanzó una aventura cuya consecuencias son por todos conocidas", recalcó el portavoz en una declaración publicada la página web del cancillería.

  • Alemania: La canciller alemana, Angela Merkel, se ratificó este sábado en su postura contraria a una intervención militar en Siria.

    El portavoz de la jefa de Gobierno alemán, Steffen Seibert, afirmó este sábado que el Ejecutivo rechaza "el camino de una solución militar" en este país de Oriente Medio y apuesta por la vía política.

    Se debe organizar una solución política en Siria "No creemos que esto se pueda arreglar militarmente desde fuera, sino que se debe organizar una solución política en Siria", explicó el portavoz.

    Desde el comienzo de la guerra, Alemania se ha mostrado a favor de una solución dialogada, pese a la decepción que esta postura ha causado en algunos de sus aliados.

  • China: Por su parte, el embajador chino dijo que su Gobierno está al tanto del asunto de las armas químicas y desempeñará "un papel positivo en el Consejo de Seguridad (de la ONU) y en la comunidad internacional".

    Reiteró que Pekín rechaza la injerencia extranjera en la crisis siria y abogó por una solución política al conflicto.

  • Irán: El vicejefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas iraníes, Masud Jazayeri, ha advertido este domingo a Estados Unidos de que si cruza la "línea roja" e interviene militarmente en Siria, su acción acarrearía "graves consecuencias". "Estados Unidos sabe la limitación de la línea roja en el frente sirio y, si la cruza, habría graves consecuencias para la Casa Blanca", ha subrayado Jazayeri, según la agencia de noticias iraní Fars.