Bolsas mundiales suben de la mano del Nikkei

La mayoría de las bolsas mundiales subieron el lunes, encabezadas por el Nikkei, el principal índice de Tokio, en medio de esperanzas de más estímulos de los bancos centrales en Asia y Europa.Con...

La mayoría de las bolsas mundiales subieron el lunes, encabezadas por el Nikkei, el principal índice de Tokio, en medio de esperanzas de más estímulos de los bancos centrales en Asia y Europa.

Con Wall Street cerrado por el feriado del Día de los Presidentes, el Nikkei japonés subió 7,2%, para cerrar en 16.022,58 puntos, recuperándose de la baja de la semana pasada para registrar su segunda mayor ganancia de una sesión en tres años.

Eso llevó a ganancias en Europa, donde el FTSE 100 británico cerró 2% arriba, en 5.824,28 puntos. El DAX alemán ganó 2,7%, y terminó en 9.206,84 puntos. En Francia, el CAC 40 subió 3% a 4.115,25 unidades.

Las acciones comenzaron a subir luego que datos del gobierno mostraron que la economía japonesa se contrajo 1,4% sobre bases anuales el último trimestre debido a debilidad en la demanda del consumidor y las exportaciones.

Es un contratiempo para el plan de recuperación económica del primer ministro Shinzo Abe, que busca incentivar la tasa de inflación mediante un relajamiento monetario masivo. Sin embargo, el reporte da también al gobierno más razones para fortalecer el estímulo para restaurar el crecimiento, dijeron los economistas.

"Junto con la reciente baja del Nikkei y la apreciación del yen, el argumento en favor de un relajamiento mayor parece convincente", dijo Marcel Thieliant, de Capital Economics. Pronosticó que el Banco de Japón acelerará las compras de bonos y reducirá aún más las tasas de interés, que andan ya en territorio negativo.

El ánimo de los inversionistas fue fortalecido además por comentarios del jefe del banco central de China en los que desestimó las probabilidades de una devaluación del yuan.

En una entrevista con la revista Caixin publicada el fin de semana, Zhou Xiaochuan dijo que no había bases para una mayor depreciación de la moneda china, lo que alivió a los vecinos del país, preocupados de que un debilitamiento del yuan perjudique sus exportaciones.

Más adelante en la jornada, las acciones subieron más y el euro cayó marcadamente luego que el Banco Central Europeo reiterara que ponderaría la posibilidad de más estímulo en la próxima reunión de políticas en marzo.

El euro bajó 1%, a 1,1138 por dólar, luego que Mario Draghi dijera que había "una variedad de instrumentos" que la banca pudiera emplear si decide que es necesario más estímulo. El banco pudiera inyectar más dinero en la economía o reducir aún más las tasas de interés, algo que lastraría el valor del euro.