Proclaman a Marcos Jr. como nuevo presidente de Filipinas

Ferdinand Marcos Jr. fue proclamado el miércoles como nuevo presidente de Filipinas durante una sesión conjunta del Congreso tras un triunfo electoral aplastante 36 años después de que su padre di...

Ferdinand Marcos Jr. fue proclamado el miércoles como nuevo presidente de Filipinas durante una sesión conjunta del Congreso tras un triunfo electoral aplastante 36 años después de que su padre dictador fuera derrocado en un levantamiento prodemocrático.

El Senado y la Cámara de Representantes también declararon que su compañera de fórmula para la vicepresidencia, Sara Duterte, elegida por separado, ganó por un margen amplio. Ella es hija del presidente saliente Rodrigo Duterte, cuyo sexenio turbulento finaliza el 30 de junio.

Ambos liderarán una nación golpeada por los confinamientos del COVID-19, la pobreza rampante, la desigualdad enorme, las insurgencias musulmanas y comunistas, la delincuencia y las divisiones políticas, inflamadas aún más por las elecciones del 9 de mayo.

En una sala plenaria adornada con una enorme bandera filipina, los presidentes del Senado y de la cámara baja alzaron las manos de Marcos Jr. ante el aplauso de los reunidos, que incluyeron a diplomáticos. A su lado estaban su madre de 92 años, Imelda Marcos; su esposa, hermanos y otros familiares.

Me siento honrado, dijo luego a los periodistas. Agradezco a nuestra gente y, más allá, les prometo que tal vez no seamos perfectos, pero siempre nos esforzaremos por alcanzar la perfección.

Les pido a todos que recen por mí, deséenme bien. Yo quiero que me vaya bien porque cuando al presidente le va bien, le va bien a todo el país, agregó, sin responder preguntas.

Marcos Jr., exgobernador, congresista y senador de 64 años, se ha negado a reconocer o disculparse por las violaciones masivas de derechos humanos y el saqueo bajo el gobierno de su padre. En cambio, ha defendido su legado.

Cuando asuman el cargo, es probable que Marcos Jr. y Sara Duterte enfrenten exigencias para el enjuiciamiento de el padre de ella, Rodrigo Duterte, por los miles de asesinatos de sospechosos, en su mayoría personas pobres, en el marco de su amplia represión contra el narcotráfico. La Corte Penal Internacional investiga las muertes actualmente.

Marcos Jr. recibió más de 31 millones de votos y Sara Duterte más de 32 millones de los más de 55 millones de votos emitidos en las elecciones. Fue la primera victoria presidencial mayoritaria en la democracia asiática en décadas.