Ana Veydó mantiene vivo el legado de Cimarrón en nuevo álbum

y cierra con El gavilán.

y cierra con El gavilán.

Entre ambas, hay piezas instrumentales y cantadas como Cimarroneando y Recia como el Orinoco, en las que la artista se dio a la tarea de seguir experimentando con diferentes sonidos, esta vez bajo su propio criterio.

Ha sido una experiencia difícil, dijo Veydó a The Associated Press en una entrevista reciente por videollamada desde Chía, Colombia. Carlos era la persona que estaba al frente del sonido... Pasábamos horas hablando de lo que queríamos y él lo sabía plasmar a nivel musical. Para mí fue una gran pérdida en ese sentido, de tener mi interlocutor, una persona abierta a mis conceptos también".

Pero también al no estar Carlos me permitió explorar y arriesgarme con otras cosas, añadió Veydó, explicando que Rojas, como músico llanero, solía apegarse más que ella a lo tradicional. Sin embargo, Carlos está ahí, es indudable que está presente.

Y no habla sólo en sentido figurado. En dos de las piezas del álbum, la instrumental Cuco en el arpa y Agí¼ita fresca, se escucha a Rojas tocando su amado instrumento de cuerdas.

La primera era una canción en la que estábamos trabajando (antes de su deceso), pero finalmente decidimos que fuera más bien un instrumental y que el arpa fuera la protagonista, dijo Veydó.

La segunda, una canción que invita a bailar pero que al principio estaba concebida un poco más lenta. "Partimos de una experimentación de él tratando de tocar el tema y yo me acomodé al tempo de Carlos y a la tonalidad, explicó.

Del viento, Pajarillo de la noche y Parranda quitapesares con zapateo completan la producción, para la cual la cantante dijo que contó con excelentes músicos que conocen el sonido de Cimarrón.

Cimarrón fue fundada por Veydó y Rojas, quienes debutaron en 2004 con el álbum de estudio Sí, soy llanero, al que siguieron el disco en vivo de 2007 Catrin Finch and Cimarron Live YN BYW, así como ¡Cimarrón! Joropo Music from the Plains of Colombia de 2011 y Orinoco de 2019.

Con su combinación de joropo tradicional y elementos indígenas y africanos, el grupo ha sido reconocido internacionalmente con nominaciones al Grammy‹ y el Latin Grammy y premios como el Independent Music Award y el Songlines Music Award del Reino Unido.

Rojas falleció a principios de 2020 de una afección cardiaca a los 65 años, dejando a Veydó con el futuro del proyecto en sus manos siendo una mujer en un género musical dominado por hombres.

Ha sido todo un reto, la verdad. Creo que la partida de Carlos develó qué era yo en el grupo, y eso fue un golpe fuerte, dijo la artista, señalando que muchos le cerraron las puertas tras la partida de su esposo. Al no estar Carlos dicen: ˜Ah, ¿cómo así? ¿Es una mujer, no es llanera, y es un grupo que tiene éxito?™ Eso ha sido para mí una constante batalla.

Sin embargo, ve con entusiasmo el camino por delante con el lanzamiento de La recia, que le servirá como una especie de carta de presentación "que refuerce digamos mi posición (en la industria) y lo que concibo que debe ser la propuesta de Cimarrón.

Tras llevar su música a 38 países donde adquirió la certeza y seguridad de que su exploración musical rinde sus frutos, planea seguir siempre "en esa búsqueda sincera.

Creo que en este momento de mi vida estoy reflexionando mucho de lo que es la música, el sonido de la banda y para dónde vamos también, dijo Veydó.

___

Sigal Ratner-Arias está en Twitter como https://twitter.com/sigalratner.