Rusia denuncia sabotaje tras voladura de puente

Cuadrillas de obreros trataban el lunes de reparar un puente destruido en el sudoeste de Rusia en lo que el gobernador local calificó de acto de sabotaje.

Cuadrillas de obreros trataban el lunes de reparar un puente destruido en el sudoeste de Rusia en lo que el gobernador local calificó de acto de sabotaje.

La gobernación local vaticinó que las obras de reparación terminarán el miércoles.

Roman Starovoit, gobernador de la región de Kursk, declaró el domingo que desconocidos volaron el puente. La Comisión de Investigaciones, la máxima agencia investigadora de Rusia, inició una averiguación en torno al acto terrorista.

Las autoridades no detallaron qué importancia podría tener el puente para la guerra, pero está ubicado en un enlace ferroviario usado para llevar suministros a las tropas rusas que luchan en el este de Ucrania.

Nadie se ha atribuido la voladura del puente, que ocurre luego de otros incendios y explosiones en el oeste de Rusia mientras la invasión de Ucrania entra en su tercer mes.

El 1 de abril, dos helicópteros artillados ucranianos atacaron un depósito de petróleo en Belgorod, causando un enorme incendio, según autoridades rusas.

Hace una semana estalló un enorme incendio en un depósito de petróleo en Bryansk, en el oeste de Rusia, propiedad de Transneft-Druzhba, subsidiaria de la empresa estatal rusa Transneft, la cual opera el oleoducto Druzhba (amistad) que lleva petróleo a Europa. Las llamas no ocasionaron ninguna interrupción en el suministro de crudo.

Ese mismo día, otra instalación petrolera en Bryansk también se incendió. Y el miércoles varias explosiones estremecieron un depósito de municiones en Belgorod, desatando otro voraz incendio.