Nube de polvo sahariano tiñe cielo en gran parte de España

y las Baleares, en el mar Mediterráneo.

y las Baleares, en el mar Mediterráneo.

La Agencia Estatal de Meteorología indicó que la masa de aire caliente, engendrada por una tormenta que trajo lluvia muy necesitada en zonas de España afectadas por sequía, ha hecho aumentar las temperaturas en algunas zonas a 20 grados centígrados (68 Fahrenheit).

Rubén del Campo, portavoz del servicio meteorológico español, dijo que si bien no se sabe si este acontecimiento se debe al calentamiento mundial, la expansión del desierto del Sahara en el siglo transcurrido ha aumentado el potencial de tormentas de polvo en Europa.

Añadió que los fenómenos climáticos turbulentos producto del calentamiento atmosférico pudieron haber causado en parte la tormenta.

"Hay muchas incertidumbres sobre los cambios que el cambio climático esta provocando en los patrones de frecuencia e intensidad de las borrascas que favorecen la llegada de polvo a nuestro territorio", declaró Del Campo.