Nueva York anuncia plan de recuperación económica

Después de dos años en los que la ciudad de Nueva York ha sido vapuleada por la pandemia, su alcalde Eric Adams espera conducirla hacia un renacimiento económico atrayendo de nuevo al turismo, embe...

Después de dos años en los que la ciudad de Nueva York ha sido vapuleada por la pandemia, su alcalde Eric Adams espera conducirla hacia un renacimiento económico atrayendo de nuevo al turismo, embelleciendo las calles y respaldando al inminente sector de la marihuana legal.

El demócrata Adams lanzó un plan de desarrollo económico el jueves que dijo traerá consigo un Nuevo Nueva York.

Nunca volveremos a ser los mismos. El COVID ha cambiado las reglas. Y debemos estar preparados para ganar el partido, declaró Adams, elegido el año pasado con una plataforma pronegocios y anticrimen.

Nueva York, con una población de 8,8 millones, se convirtió en el epicentro del brote de coronavirus en Estados Unidos en la primera etapa de la pandemia, y estuvo de nuevo en el centro de la tormenta cuando surgió la variante ómicron el invierno pasado.

El COVID-19 vapuleó la economía de los neoyorquinos, provocando un incremento en la tasa de desempleo, del 3,7% que tenía antes de la pandemia a más de 20% en mayo del 2020.

La tasa en diciembre fue de 8,8%, más elevada que las del estado y el país. Unos 66.000 negocios cerraron en algún momento, y más de 26.000 lo hicieron permanentemente, de acuerdo con la alcaldía.

Conforme se ha registrado un descenso en los casos y muertes por COVID-19, el nuevo alcalde ha buscado dar vuelta a la página, declarando que el virus no puede controlar la vida de los neoyorquinos y que la ciudad debe recuperarse.

La semana pasada, Adams anunció el fin de dos de las restricciones más severas en la ciudad, eliminando el requerimiento de usar mascarillas en las escuelas públicas y el que exigía que las personas presentaran certificados de vacunación para poder entrar a restaurantes, gimnasios y otras instalaciones.

El plan del alcalde prevé ayudar a los negocios pequeños y apoyar industrias específicas, incluyendo la farmacéutica, la de tecnología médica y otras partes del sector de ciencias de la vida; la manufactura, los juegos de video y la marihuana legal.

Nueva York legalizó el uso recreativo del cannabis para personas mayores de 21 años, pero no se prevé que comiencen las ventas sino más adelante este año o el próximo.