EEUU informe: aumentan muertes de niños negros en pandemia

El informe más reciente sobre bienestar infantil en Estados Unidos revela un aumento de las muertes de niños de raza negra, aunque se investigaron menos decesos relacionados con abusos en los primer...

El informe más reciente sobre bienestar infantil en Estados Unidos revela un aumento de las muertes de niños de raza negra, aunque se investigaron menos decesos relacionados con abusos en los primeros meses de la pandemia.

Estas conclusiones aparecen en el Informe sobre Maltrato Infantil 2020 dado a conocer el viernes por el Departamento de Salud de Estados Unidos. El reporte abarca desde octubre de 2019 a septiembre de 2020 y refleja solo parcialmente cómo el COVID-19 trastornó las tareas de bienestar infantil.

Se intensificaron las disparidades que estaban presentes antes de la pandemia, y el COVID-19 reveló las brechas en nuestro sistema para proveer servicios humanos, dijo en un comunicado Aysha E. Schomburg, de la Oficina de Niños del Departamento de Salud.

El informe destaca una caída general del 10% en la cantidad de casos de protección de niños manejados por los estados en los primeros días de la pandemia. Es una tendencia perturbadora sobre la cual informó The Associated Press el año pasado con un análisis de datos de bienestar infantil de los estados.

Los datos federales confirman una caída del orden de cientos de miles en casos documentados de informes sobre abuso infantil, investigaciones, denuncias fundamentadas y apoyo a familias en estado de riesgo. Pero los expertos dicen que no son necesariamente buenas noticias: los niños desaparecieron de la vista pública durante la pandemia y probablemente hubo casos no denunciados hasta que se volvieron graves, si es que lo fueron.

Las cifras de muertes son preocupantes porque se sabe que los informes están muy por debajo de la realidad, dijo Amy Harfeld, del Instituto de Apoyo Infantil. Con frecuencia los asistentes sociales solo investigan la muerte de un niño si la familia ya tenía antecedentes en una agencia de bienestar infantil.

Las cifras que conocemos no reflejan las cifras de la realidad, dijo Harfeld.

Las autoridades federales destacaron una baja del 4% en abusos de niños y muertes por negligencia. Pero los datos muestran un aumento del 17% en las muertes de niños negros comparado con el informe del año anterior.

El informe más reciente identifica a 504 niños negros que murieron, 73% más que el recuento anterior. Esto significa que la probabilidad de que un niño negro muera a raíz de abusos o negligencia es tres veces mayor que la de un niño blanco, según el informe.

La agencia no hizo declaraciones sobre la disparidad, pero reconoció en términos generales los retos que la aguardan.