Corte británica permite la extradición de Assange a EEUU

y evadir a los estadounidenses.

y evadir a los estadounidenses.

Washington le ha pedido a Gran Bretaña que extradite a Assange para que sea enjuiciado por 17 cargos de espionaje y uno de mal uso de computadoras en relación con la publicación por WikiLeaks de miles de documentos militares y diplomáticos filtrados.

La prometida de Assange, Stella Moris, calificó la decisión de grave error judicial y dijo que sus abogados presentarán un recurso a la mayor brevedad posible.

Barry J. Pollack, un abogado de Assange en Estados Unidos, dijo que la decisión del viernes es sumamente perturbadora y mencionó denuncias infundadas de que Washington planeó scuestrar a su representado.

La corte británica tomó su decisión sin considerar si la extradición es apropiada cuando Estados Unidos presenta cargos contra él que pudieran resultar en décadas en prisión, por el hecho de que él reportó información veraz sobre asuntos importantes como las guerras en Irak y Afganistán", dijo.

Assange, de 50 años, está detenido en la prisión de alta seguridad de Belmarsh, en Londres. Sus partidarios se congregaron en el exterior de tribunal el viernes con pancartas que pedían su liberación.

A principios de año, una juez de primera instancia rechazó el pedido de Estados Unidos para extraditar a Assange por cargos de espionaje derivados de la publicación de documentos militares secretos en WikiLeaks hace una década. La magistrada de distrito Vanessa Baraitser alegó motivos de salud y señaló que era probable que Assange se suicidase si entraba en el duro sistema carcelario estadounidense.

Estados Unidos presentó un recurso desafiando la noción de que la salud mental de Assange lo hacía demasiado vulnerable para resistir un juicio en el país. El abogado James Lewis dijo que el fundador de WikiLeaks no tiene un historial de enfermedades mentales graves y duraderas y no llega al umbral que determinaría que no puede resistirse a autoinfligirse daño.

Las autoridades estadounidenses dijeron a los jueces británicos que si acceden a la extradición, Assange podría cumplir cualquier sentencia de prisión que reciba en su Australia natal. Además, señalaron que no sería retenido en la penitenciaría de máxima seguridad de Florence, Colorado.