Rusia exige garantías de que OTAN no se expandirá el este

El presidente ruso Vladimir Putin declaró el miércoles que Moscú demandará garantías de Occidente de que no expandirá más la OTAN ni desplegará sus armas junto a las fronteras de Rusia.

El presidente ruso Vladimir Putin declaró el miércoles que Moscú demandará garantías de Occidente de que no expandirá más la OTAN ni desplegará sus armas junto a las fronteras de Rusia.

La declaración de Putin se produjo en medio de temores en Ucrania y Occidente sobre un presunto plan de Moscú para invadir Ucrania. Diplomáticos rusos respondieron el miércoles expresando preocupación por el despliegue militar ucraniano cerca del área del conflicto separatista en el este del país.

Hablando en una ceremonia en el Kremlin en la que recibió las cartas credenciales de embajadores de diversos países, Putin enfatizó que Rusia pedirá garantías sólidas, confiables y a largo plazo de su seguridad.

En un diálogo con Estados Unidos y sus aliados, vamos a insistir en elaborar acuerdos específicos que excluirían cualquier movimiento adicional de la OTAN al este y el despliegue de sistemas de armamentos que nos amenacen cerca de territorio ruso, dijo Putin.

Añadió que Rusia le ofrece a Occidente realizar conversaciones detalladas sobre el asunto y aseveró que Moscú necesitará garantías legales de su seguridad. El gobernante ruso dijo que esos acuerdos deberán tener en cuenta los intereses de todos los países involucrados.

La declaración de Putin se produjo un día después de que le advirtió a la OTAN que no despliegue armas y tropas en Ucrania, ya que eso representaba una línea roja para Rusia y desataría una fuerte respuesta.

Las tensiones han estado aumentando en semanas recientes por una acumulación de tropas rusas cerca de Ucrania que ha preocupado a las autoridades ucranianas y occidentales, que la consideran un posible indicio de la intención de Moscú de invadir a su vecino. Los ministros de relaciones exteriores de la OTAN le advirtieron a Rusia el martes que cualquier intento de desestabilizar más a Ucrania sería un error costoso.

El Kremlin insiste en que no tiene esas intenciones y acusa a Ucrania y sus aliados en Occidente de hacer las acusaciones para encubrir sus propias intenciones agresivas.

El canciller ruso Serguei Lavrov declaró que la concentración de tropas ucranianas parece preocupante y agregó que iba a mencionar el asunto en una reunión ministerial en Estocolmo de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa el jueves.