Productor de Sputnik V trabaja en adaptarla para ómicron

El fabricante de la vacuna rusa Sputnik V anunció el lunes que comenzará de inmediato a trabajar en adoptar la vacuna contra el COVID-19 para atacar la variante ómicron.

El fabricante de la vacuna rusa Sputnik V anunció el lunes que comenzará de inmediato a trabajar en adoptar la vacuna contra el COVID-19 para atacar la variante ómicron.

El Instituto Gamaleya y el Fondo Ruso de Inversión Directa, que financió la Sputnik V y su versión de una sola dosis Sputnik Light, dijeron en un comunicado que la vacuna actual debe ser eficaz contra la nueva variante.

Sin embargo, el Instituto Gamaleya, basado en los protocolos existentes de desarrollo inmediato de versiones de la vacuna para variantes de preocupación, ya ha comenzado a desarrollar la nueva versión de la vacuna Sputnik adaptada para ómicron, dice el comunicado.

El Instituto Gamaleya cree que Sputnik V y Sputnik Light neutralizan a ómicron, ya que tienen el mayor nivel de eficacia contra otras mutaciones, indicó el titular del fondo Kirill Dmitriev en un comunicado.

Si una modificación fuera necesaria, una versión nueva de la Sputnik V podría estar lista para producción masiva en 45 días, indica el comunicado, y afirma que varios cientos de millones de refuerzos de Sputnik para ómicron podrán proporcionarse a mercados internacionales para el 20 de febrero de 2022, con otras 3.000 millones de dosis adicionales disponibles para el 2022.

El comunicado no mencionó las demoras previas en la producción que Rusia ha sufrido durante la elaboración de la vacuna Sputnik V, que incluye administrar dos vacunas diferentes. Países en Latinoamérica se han quejado de las demoras para recibir la segunda vacuna Sputnik V.

La nueva variante ómicron fue identificada hace días por investigadores en Sudáfrica, lo que llevó a países en el mundo a implementar prohibiciones de viaje desde y hacia varias naciones en el sur de ífrica. Aun así, todavía se desconoce mucho sobre la variante ómicron, incluso si es más contagiosa, si causa enfermedad más severa o si evade mejor la protección de las vacunas.