Israel aumenta permisos de trabajo para palestinos

Israel incrementará el número de trabajadores palestinos a los que autoriza el ingreso a su territorio desde la Franja de Gaza, anunció el miércoles un organismo de defensa, una medida cuyo objeti...

Israel incrementará el número de trabajadores palestinos a los que autoriza el ingreso a su territorio desde la Franja de Gaza, anunció el miércoles un organismo de defensa, una medida cuyo objetivo aparente es reforzar la calma frágil entre las dos partes.

Reinan el desempleo y la pobreza entre los más de 2 millones de habitantes de Gaza, que viven estrangulados por un bloqueo egipcio-israelí desde que la milicia islámica Hamas arrebató el poder a sus rivales en 2007. Israel dice que el cierre de la frontera es necesario para impedir la infiltración, pero sus detractores lo consideran una forma de castigo colectivo.

COGAT, el organismo de defensa israelí a cargo de los asuntos civiles palestinos, dijo que se otorgarán 3.000 permisos de trabajo adicionales, elevando el total a 10.000. El organismo agregó que la condición de la medida es que siga manteniéndose la estabilidad de seguridad regional a largo plazo.

Israel y Hamas libraron una guerra en mayo, el cuarto enfrentamiento de envergadura desde 2008. Hamas reclama el levantamiento del bloqueo como parte de un cese de fuego informal mediado por Egipto. Israel ha levantado algunas de las restricciones desde el fin de la guerra de 11 días en mayo, pero advierte que futuras medidas de flexibilización en la frontera dependen de que continúe la calma.

La mitad de la población de Gaza vive en la pobreza, la salida del territorio está fuertemente restringida, el agua corriente es imbebible y los apagones diarios suelen durar horas. Casi 40.000 viviendas fueron dañadas o destruidas en la guerra reciente, según el Ministerio de Obras Públicas.

Decenas de miles de palestinos de la Cisjordania ocupada trabajan en Israel, donde los sueldos son mucho más altos, principalmente en la construcción y la agricultura.

Israel dejó de emitir permisos de trabajo a los palestinos de Gaza desde que Hamas tomó el poder.

Algunos ejecutivos de empresas conservaron sus permisos de ingreso a Israel, y en los últimos años se ha ampliado discretamente ese programa para permitir que los palestinos de Gaza puedan trabajar en la construcción, agricultura y manufactura.