Volcán en España se mantiene volátil a 5 días de su erupción

Un volcán activo en Islas Canarias seguía produciendo explosiones y arrojando lava el viernes, cinco después después de su erupción, dijeron las autoridades.

Un volcán activo en Islas Canarias seguía produciendo explosiones y arrojando lava el viernes, cinco después después de su erupción, dijeron las autoridades.

La lava ha destruido al menos 400 construcciones en La Palma, muchas de ellas viviendas, en la parte occidental de la isla de 85.000 habitantes, según un programa de monitoreo de la Unión Europea.

La lava se extiende por más de 180 hectáreas (casi 20.000 pues cuadrados) y ha bloqueado 14 kilómetros (9 millas) de carreteras.

El gobierno de la isla dijo que en la zona se han registrado 1.130 sismos en la última semana, cuando la cresta volcánica de Cumbre Vieja se remecía con explosiones de lava fundida.

La ceniza de las explosiones alcanzó los 4500 metros (casi 15.000 pies) de altura, apuntó la Guardia Civil en un tuit. Las autoridades locales pidieron a la población que se proteja de las cenizas utilizando mascarilla.

Dos ríos de lava continuaban su avance colina abajo y los expertos dudan si llegarán a recorrer los aproximadamente 2 kms (1,25 millas) que les quedan para llegar al mar debido a su lentitud.

Uno de los ríos se ha detenido casi por completo y el otro avanza a entre cuatro y cinco metros (yardas) por hora, añadió la Guardia Civil.

Ambos tienen al menos 10 metros (33 pies) de alto en su extremo y están destruyendo casas, cultivos e infraestructuras a su paso.

Según los científicos, el flujo de lava podría durar semanas o incluso meses.

Las autoridades no han reportado víctimas a causa de la erupción. Los científicos habían estado monitoreando la actividad volcánica y advirtieron sobre una posible erupción, lo que permitió desalojar a cerca de 7.000 personas a tiempo.