Corte indonesia: Presidente fue negligente ante la polución

Una corte indonesia declaró el jueves que el presidente, Joko Widodo, y otros seis altos funcionarios han sido negligentes en su defensa del derecho de los ciudadanos a un aire limpio, y les ordenó ...

Una corte indonesia declaró el jueves que el presidente, Joko Widodo, y otros seis altos funcionarios han sido negligentes en su defensa del derecho de los ciudadanos a un aire limpio, y les ordenó mejorar la calidad del aire en la capital.

La Corte del Distrito Central de Yakarta votó 3-0 a favor del grupo de 32 vecinos que demandaron en julio 2019 a Widodo y sus tres ministros de Interior, Salud y Medio Ambiente, así como a los gobernadores de Yakarta, Banten y Java Oriental para reclamar un entorno sano en la ciudad.

Los siete funcionarios deben tomar medidas serias para garantizar el derecho de la gente a la salud en Yakarta, indicó el juez Saifuddin Zuhri, que preside el tribunal. Deben endurecer las normas sobre calidad de aire y proteger la salud humana, el medio ambiente y los ecosistemas de acuerdo a la ciencia y la tecnología, señaló.

Los demandantes, entre los que había activistas, personas conocidas, taxistas de motocicleta y personas con enfermedades asociadas a la contaminación, no habían pedido una indemnización económica, sino que reclamaban una supervisión más firme y sanciones por contaminar.

Confiamos en que los acusados acepten su derrota con sabiduría y escojan centrarse en hacer esfuerzos por mejorar la calidad del aire, en lugar de hacer cosas inútiles como esfuerzos legales para luchar en apelaciones, dijo Ayu Eza Tiara, uno de los abogados de los demandantes.

No estaba claro si el gobierno apelaría. Los abogados de los acusados declinaron hacer comentarios, y la oficina presidencial no hizo comentarios en un primer momento.

Yakarta tiene 10 millones de habitantes, y en su zona metropolitana viven unos 30 millones de personas.

La ciudad, propensa a las inundaciones y que se está hundiendo con rapidez debido a la extracción incontrolada de aguas subterráneas, es el arquetipo de megalópolis asiática. El nivel de disfunción tiene efectos visibles, como una grave contaminación de ríos y de los acuíferos de los que bebe la ciudad. Se estima que los atascos le cuestan a la economía del país 6.500 millones de dólares al año.