Buscan eliminar tintes racistas de Constitución de Alabama

La Constitución estatal de Alabama aún prohíbe que niños blancos y no blancos acudan a la misma escuela. Los legisladores han empezado a discutir cómo eliminar exactamente tal lenguaje racista de...

La Constitución estatal de Alabama aún prohíbe que niños blancos y no blancos acudan a la misma escuela. Los legisladores han empezado a discutir cómo eliminar exactamente tal lenguaje racista del documento, el cual fue aprobado en 1901 para consagrar por ley el supremacismo blanco.

El Comité para la Enmienda de la Constitución finalmente está abordando los remanentes de las leyes de Jim Crow que rigen las escuelas segregadas, los impuestos al sufragio y otras medidas racistas que fueron decretadas inconstitucionales por los tribunales federales en las décadas de 1950 y 1960, de acuerdo con el medio digital al.com.

Los votantes de Alabama aprobaron el proyecto de enmienda en 2020. Los legisladores podrían proponer las modificaciones el próximo año y el electorado tendría la última palabra en 2022 sobre si aceptarlas o no.

Esto envía un mensaje sobre quiénes somos, afirmó la congresista demócrata Merika Coleman, que preside el comité y propuso la enmienda constitucional que inició el proceso.

Es importante que nosotros le hagamos saber a la gente que somos un estado de Alabama del siglo XXI, que no somos el mismo Alabama de 1901 que no quería que la población negra y blanca contrajera matrimonio, que pensaba que los niños negros y blancos no deberían ir a la misma escuela, añadió Coleman.

Los artífices de la Constitución de 1901 dejaron claro que su intención era mantener un gobierno controlado por blancos: La nueva Constitución elimina el voto negro ignorante, y pone el control de nuestro gobierno donde Dios Todopoderoso quería que estuviera: con la raza anglosajona, dijo entonces John Knox, presidente de la convención constituyente, en un discurso en que exhortaba a los votantes a ratificar el documento.

Más de 60 años después de que la Corte Suprema de Estados Unidos eliminó la segregación en las escuelas públicas en 1954, este lenguaje permanece en la constitución estatal de Alabama: Deben mantenerse escuelas separadas para niños blancos y de color, y ningún niño de esas razas tendrá permitido acudir a una escuela de la otra raza.