EEUU proseguirá con retiro de Kabul a pesar de ataques

El presidente Joe Biden continuará con la evacuación acelerada de estadounidenses y demás personas de Afganistán después de los atentados en los que murieron 12 soldados y acabaron con cualquier ...

El presidente Joe Biden continuará con la evacuación acelerada de estadounidenses y demás personas de Afganistán después de los atentados en los que murieron 12 soldados y acabaron con cualquier esperanza de concluir un conflicto armado de 20 años sin que se derramara más sangre. Alrededor de 1.000 estadounidenses y muchos más afganos aún intentan salir de Kabul.

Biden fue informado sobre los atentados, en los que también murieron decenas de afganos, que ocurrieron al 12vo día de las evacuaciones aceleradas y cinco días antes del plazo para concluir el retiro. Algunos republicanos presentaron argumentos en favor de extender el proceso de evacuación más allá del 31 de agosto.

Si podemos averiguar quién está relacionado con esto, iremos tras de ellos, dijo el general Frank McKenzie, quien supervisa la evacuación, después de los ataques. Añadió que sería un error que Estados Unidos suspendiera prematuramente la evacuación a pesar de los riesgos.

El gobierno ha sido señalado por el caótico y letal proceso de evacuación que comenzó de manera formal únicamente después de que el Talibán completara la toma de Afganistán. Hasta el momento se ha evacuado a más de 100.000 personas.

Los atentados del jueves sin duda intensificarán la presión política sobre Biden, quien ya enfrentaba duras críticas por no iniciar antes con las evacuaciones. El mandatario había anunciado en abril pasado que concluiría la participación de Estados Unidos en la guerra y retiraría a todas las tropas para septiembre.

El líder republicano en la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, hizo un llamado a la presidenta del recinto, Nancy Pelosi, para que convoque una nueva sesión para debatir una iniciativa que prohíba el retiro estadounidense hasta que se haya evacuado a todos los ciudadanos. Eso es sumamente improbable y la oficina de Pelosi descartó la propuesta a la que consideró como una maniobra vacía.

En el Pentágono, el general McKenzie señaló que las fuerzas armadas creen que los ataques ocurridos en el perímetro del aeropuerto fueron perpetrados por combatientes afiliados al grupo Estado Islámico en Afganistán. Añadió que anticipan que se intenten más atentados.

Después del atentado suicida en la Puerta Abbey del aeropuerto, varios hombres armados del grupo conocido también por las sigras ISIS abrieron fuego en contra de civiles y militares. También se produjo un ataque en el Hotel Baron, que se encuentra a poca distancia del aeropuerto.

Los ataques no harán que Estados Unidos concluya sus operaciones antes de lo programado, recalcó McKenzie.

Permítanme ser claros, si bien nos entristece la pérdida de vidas, tanto de estadounidenses como de afganos, seguiremos ejecutando la misión, declaró. Añadió que en el aeropuerto había alrededor de 5.000 evacuados el jueves a la espera de abordar vuelos. Dijo que ha sido útil trabajar con el Talibán y no son sospechosos de los atentados.