Se aceleran los vuelos desde Kabul, pero continúa el caos

La evacuación de estadounidenses y de otros coordinada por Estados Unidos del aeropuerto caótico de Kabul se está acelerando, con la duplicación en un día del número de personas sacadas del paí...

La evacuación de estadounidenses y de otros coordinada por Estados Unidos del aeropuerto caótico de Kabul se está acelerando, con la duplicación en un día del número de personas sacadas del país vía aérea, si bien el presidente Joe Biden no descarta extender la misión más allá del plazo del 31 de agosto que él mismo estableció antes que el Talibán tomara el poder.

Durante un periodo de 24 horas que terminó la madrugada del lunes, 28 vuelos militares estadounidenses evacuaron a casi 10.400 personas de Kabul, de acuerdo con un funcionario de la Casa Blanca. Además, 61 vuelos de la coalición sacaron del país aproximadamente a 5.900 personas. La cifra total representa más del doble de personas trasladadas por aire durante el periodo previo de 24 horas, 3.900 a bordo de aviones militares de Estados Unidos y 3.900 en aeronaves de la coalición.

En declaraciones desde la Casa Blanca el domingo, una semana después de que el Talibán concretó su victoria al capturar Kabul, Biden defendió su decisión de poner fin a la guerra e insistió en que sacar a todos los estadounidenses del país habría sido difícil incluso bajo las mejores circunstancias. Los críticos han arremetido contra el presidente estadounidense por el error grave de juicio al tardarse demasiado para empezar a organizar la evacuación, que se tornó presa del temor y el pánico desatado por el colapso repentino del gobierno afgano.

La evacuación de miles de personas de Kabul va a ser difícil y dolorosa, sin importar cuándo inició, cuándo iniciamos, afirmó Biden. Habría sido cierto si hubiésemos iniciado hace un mes, o dentro de un mes. No hay manera de evacuar a tanta gente son el dolor y la pérdida de las imágenes desgarradoras que uno ve en televisión.

Biden agregó que las discusiones militares están en curso para extender potencialmente los traslados más allá de su plazo del 31 de agosto.