Presidente de Perú nombra ministros de Economía y Justicia

El presidente peruano Pedro Castillo completó en la víspera su gabinete al nombrar ministros de Economía y Justicia a dos cercanos asesores, con los que intenta calmar una turbulencia que empezó p...

El presidente peruano Pedro Castillo completó en la víspera su gabinete al nombrar ministros de Economía y Justicia a dos cercanos asesores, con los que intenta calmar una turbulencia que empezó por la designación de un polémico primer ministro y otros secretarios sin experiencia.

Castillo juramentó la noche del viernes en la cartera de Economía a Pedro Francke quien afirmó que aceptaba el puesto por un avance sostenido hacia el buen vivir, con igualdad de oportunidades, sin distinción de género, identidad étnica u orientación sexual, por la democracia y la concertación nacional.

El jueves el presidente nombró primer ministro a Guido Bellido, un desconocido legislador oficialista de 42 años que se convirtió en el epicentro de la polémica tras descubrirse que emitió repetidas frases homofóbicas y machistas en sus redes sociales durante los últimos años.

Francke, un profesor de economía de 61 años, asesora a Castillo desde mayo y se ha reunido, junto al ahora presidente, con inversores y empresarios para atenuar la desconfianza en el mandatario izquierdista. El jueves por la noche Francke no juramentó con otros 16 ministros. No se supo las razones. Luego se reunió por varias horas durante la madrugada del viernes con Castillo.

El abogado Aníbal Torres, otro asesor de Castillo, fue nombrado ministro de Justicia. El jueves el jurista de 78 años tampoco juramentó. Aunque ni Francke ni Torres han explicado los motivos, los analistas creen que fue por un inicial desacuerdo por el nombramiento del polémico Bellido.

Ninguno realizó declaraciones el viernes. La prensa no tuvo acceso al Gran Teatro Nacional donde se realizó las juramentaciones que fueron transmitidas por la televisión pública. Durante la jornada Castillo no declaró a periodistas en ninguna de sus actividades públicas.

Francke, un execonomista que trabajó en el Banco Mundial, aseguró en julio que el gobierno respetará la propiedad privada, los ahorros de las personas y continuará manteniendo la autonomía del Banco Central de Reserva para asegurar que la inversión en el Perú no se dispare.

El economista también cree que podría subirse los impuestos a las ganancias de las empresas mineras debido a los altos precios del cobre, que superan los 10.000 dólares la tonelada. Perú es el segundo exportador mundial de cobre y el sexto de oro.

El viernes el tipo de cambio del dólar subió más de 3%, superando los cuatro soles peruanos por dólar, mientras que el índice general de la bolsa de valores local cayó 5,8%. El alza del dólar se traduce en términos cotidianos en el aumento del precio de varios alimentos básicos.

(El alza del dólar) es una respuesta a la incertidumbre que existe al nombramiento del gabinete que existe, dijo a la televisora local N el exministro de economía Alonso Segura, quien indicó que tiene dudas sobre si Francke podrá trabajar con el resto del gabinete ministerial dirigido por Bellido.

El primer ministro también está investigado por la fiscalía por apología del terrorismo, por presuntamente defender al grupo terrorista Sendero Luminoso al llamarlos peruanos que equivocadamente tomaron un camino y homenajear a una integrante de ese grupo muerta en 1982.

Sendero Luminoso provocó un baño de sangre entre 1980-2000 tras intentar tomar el poder por la fuerza y la mayoría de sus víctimas fueron peruanos pobres de los Andes y la Amazonía.

Castillo inició su gestión el miércoles y la ausencia de un ministro de Economía fue notoria sobre todo porque el país está golpeado por la pandemia del nuevo coronavirus que ha matado a más de 196.000 y ha provocado millones de desempleados y miles de negocios quebrados.

El gabinete ministerial debe presentarse en el plazo de un mes ante el Parlamento dominado por la oposición que puede admitirlo o rechazarlo. Los legisladores aún no han tomado posición sobre si apoyarán al equipo de Castillo. El presidente gobernará por cinco años hasta 2026.