Vaticano cierra ejercicio con déficit menor que lo previsto

El Vaticano cerró el ejercicio fiscal 2020 con un déficit de 66,3 millones de euros (78 millones de dólares), menor que lo previsto e incluso que en los niveles anteriores a la pandemia, según cif...

El Vaticano cerró el ejercicio fiscal 2020 con un déficit de 66,3 millones de euros (78 millones de dólares), menor que lo previsto e incluso que en los niveles anteriores a la pandemia, según cifras difundidas el sábado.

El ministro de Economía de la Santa Sede, padre Juan Antonio Guerrero Alves, lo atribuyó a una reducción del gasto y una caída menor que la prevista de los ingresos.

El Vaticano había pronosticado un déficit entre 68 y 146 millones de euros. En el ejercicio 2019, antes de la pandemia, se registró un déficit de 79,2 millones de euros.

Guerrero dijo que el Vaticano redujo los gastos frente a la pandemia y se concentró en lo esencial, como salarios, ayuda a iglesias en dificultades y los pobres. Para ahorrar dinero, se redujo en un 75% el gasto en viaje y eventos, se aplazaron obras de mantenimiento y se redujeron los servicios de consultoría, en tanto los diplomáticos ajustaron sus cinturones. Los impuestos se mantuvieron en 18,8 millones de euros.

Los ingresos fueron inferiores en 5% a la proyección prepandemia de 269 millones de euros.

Estamos esperando a ver si esta tendencia continúa en 2021, dijo Guerrero a la prensa vaticana.

Las donaciones aumentaron levemente a 56,2 millones de euros (66 millones de dólares). Con todo, los aportes al í“bolo de San Pedro, ofrecidos durante la recolección de fondos en las misas, bajaron 18% en 2020. Se los presenta como una forma concreta de aportar a las obras de beneficencia del papa, pero también se usan para mantener a la burocracia de la Santa Sede. Muchas iglesias realizaron misas virtuales en 2020 debido a la pandemia.