Critican a gobierno España por altos precios de electricidad

Los consumidores españoles se inquietan por los precios de la electricidad que baten récords justo cuando las temperaturas veraniegas tienen a los sistemas de aire acondicionado y refrigeración ope...

Los consumidores españoles se inquietan por los precios de la electricidad que baten récords justo cuando las temperaturas veraniegas tienen a los sistemas de aire acondicionado y refrigeración operando a toda su capacidad.

El gobierno dijo que los aumentos recientes de los recibos de luz se deben al incremento de precios de los llamados certificados de carbono, que dan a las empresas el derecho de liberar dióxido de carbono, las importaciones de gas que España necesita para completar su mezcla de energía y el aumento de la demanda de electricidad en los meses de verano.

En el intento más reciente por controlar los precios, los legisladores votaban el miércoles sobre la ratificación de la medida del gobierno de reducir del 21% al 10% el impuesto al valor agregado de la mayoría de los recibos de luz de las viviendas hasta finales del año y eliminar un impuesto del 7% sobre la generación de electricidad durante al menos tres meses. Las compañías de servicios públicos cargan el costo de ese impuesto a sus clientes.

Sin embargo, las asociaciones de consumidores indicaron que los ahorros de esas dos medidas ya han sido compensados por el aumento de precios que tanto España como Portugal, que comparten el mercado de compras de electricidad, experimentan desde inicios de este año.

El miércoles, el megavatio por hora costaba a los habitantes de ambos países un promedio de 106 euros (1245 dólares), según el OMIE, el operador del mercado eléctrico de la Península Ibérica. En España, es el precio más elevado desde que se llevan registros, superando el récord previo de 103 euros/mWh del 11 de enero de 2002.

Facua, una de las plataformas de derechos del consumidor más grandes de España, dijo que los españoles tendrán un aumento promedio de 35% en su recibo de luz en julio comparado con el mismo mes de 2020. El aumento llega en un momento en que muchas viviendas batallan con la crisis económica por la pandemia del coronavirus.

El secretario general de Facua, Rubén Sánchez, dijo que es inaceptable la pasividad del gobierno.

Agregó que el principal problema es una regla en la subasta diaria de electricidad para la cual el gobierno paga todos los megavatios que compra de diferentes fuentes de electricidad al mayor precio de todos, que suele ser la electricidad generada con gas.

Favorece la especulación y nos obliga a pagar las más baratas al infladísimo precio de las más caras, comentó y agregó que las empresas de luz todavía tenían grandes márgenes de ganancias.

Los miembros de la coalición gobernante del ala izquierda de España culparon a la regulación del mercado eléctrico europeo.

Hemos hecho lo que está en nuestra mano: bajar el IVA, dijo Félix Bolaños, el nuevo ministro de la presidencia. El resto depende de factores a nivel europeo.

La ministra para la transición ecológica Teresa Ribera, indicó que le había escrito una carta a la rama ejecutiva de la UE para enfatizar la necesidad de reformar el mercado eléctrico del bloque, pero advirtió que la tendencia al alza de los precios probablemente continuará en los siguientes meses.