Accidente de bus deja 13 trabajadores muertos en Pakistán

Un autobús que llevaba a trabajadores de la construcción chinos y paquistaníes por una resbaladiza carretera de montaña del noreste de Pakistán cayó el miércoles a un barranco matando a 10 pers...

Un autobús que llevaba a trabajadores de la construcción chinos y paquistaníes por una resbaladiza carretera de montaña del noreste de Pakistán cayó el miércoles a un barranco matando a 10 personas, seis de ellas chinas, dijo un funcionario del gobierno.

Unas 36 personas más resultaron heridas en el accidente ocurrido en el distrito de Kohistan, en la provincia de Khyber Pakhtunkhwa, explicó Arif Javed, subcomisario del distrito.

El siniestro ocurrió en una carretera mojada tras la lluvia caída durante la noche, pero las autoridades paquistaníes estaban investigando lo ocurrido y la embajada de China dijo en un comunicado que el vehículo fue atacado.

Ingenieros y obreros chinos están ayudando a Pakistán a construir una presa en Kohistan. Los operarios iban camino a la obra cuando ocurrió el siniestro, agregó Javed.

Las autoridades creen que lo ocurrido fue un accidente pero analizan si hubo algún tipo de explosión en el vehículo, dijo Asim Abbasi, un asistente de comisario en Kohistan. En el interior del bus, donde podría haber material explosivo, pudo haber explotado una bombona de gas, añadió. Los ingenieros suelen emplear explosivos en las obras.

Por el momento, no estamos seguros de si ha habido una explosión en el bus, pero el bus cayó por un barranco y parece que fue un accidente", afirmó.

En un comunicado, la embajada de China calificó el suceso de ataque.

Recientemente, nuestros trabajadores de una empresa en un determinado proyecto en Pakistán fueron atacados y hubo muertos y heridos", señaló la nota. Hemos notificado a los ciudadanos chinos en Pakistán que eviten salir a menos que sea por trabajo y que presten especial atención a su seguridad.

En Beijing, el vocero del Ministerio de Exteriores, Zhao Lijian, afirmó que China estaba sorprendida y condena el ataque con bomba en la provincia paquistaní de Khyber Pakhtunkhwa.

Este tipo de accidentes de tránsito son habituales en Pakistán, donde los conductores suelen ignorar las normas de circulación y los estándares de seguridad en las estropeadas carreteras, especialmente en las montañas del norte.