Trudeau: Me "rompe el corazón" el hallazgo de más tumbas

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, dice que le rompe el corazón el descubrimiento de más tumbas sin marca en el terreno de un internado indígena en las islas del Estrecho de Georgia, en...

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, dice que le rompe el corazón el descubrimiento de más tumbas sin marca en el terreno de un internado indígena en las islas del Estrecho de Georgia, en la costa de la Columbia Británica.

La tribu Penelakut dijo que más de 160 tumbas sin documentar y sin marcar fueron encontradas en el sitio de la antigua Escuela Industrial Indígena de la isla Kuper.

Reconozco que estos hallazgos sólo profundizan el dolor que las familias, los sobrevivientes y todos los pueblos indígenas y comunidades ya sienten, pues reafirman lo que saben desde hace mucho tiempo, dijo Trudeau el martes durante una conferencia de prensa en Ottawa.

A los miembros de la tribu Penelakut, estamos aquí para ustedes. No podemos traer de regreso a quienes se fueron, pero podemos decir la verdad y continuaremos haciéndolo, dijo Trudeau.

La tribu Penelakut ha emitido una carta en la que señala que las tumbas fueron halladas en los terrenos del antiguo internado, en lo que ahora es conocido como la isla Penelakut, entre la isla de Vancouver y Columbia Británica continental, a unos 126 kilómetros (78 millas) al suroeste de Vancouver.

Tenemos entendido que muchos de nuestros hermanos y hermanas de nuestras comunidades vecinas asistieron a la Escuela Industrial de la isla Kuper, decía la carta de la jefa Joan Brown. También reconocemos con una cantidad enorme de dolor y de pérdida, que muchos no regresaron a casa.

La Iglesia católica operó la Escuela Industrial Indígena de la isla Kuper de 1890 a 1969, cuando el gobierno federal se hizo cargo. La escuela cerró en 1975 y el inmueble fue demolido en la década de 1980.

Trudeau dijo que el gobierno federal trabajará con los indígenas para luchar contra la discriminación y el racismo sistémico.

En los últimos meses, casi un millar de tumbas sin marca han sido descubiertas en los sitios de antiguos internados en la Columbia Británica y Saskatchewan.

En julio, un radar de penetración subterránea halló 182 restos humanos cerca de un antiguo internado en Cranbrook, Columbia Británica, a 843 kilómetros (524 millas) al este de Vancouver.

Una semana antes, la nación indígena Cowessess, ubicada a unos 135 kilómetros (85 millas) al este de Regina, la capital de Saskatchewan, dijo que investigadores encontraron al menos 600 tumbas sin marca en el sitio del antiguo internado indígena de Marieval.

En mayo, los restos de 215 niños, algunos de apenas 3 años de edad, fueron encontrados enterrados en el sitio de lo que alguna vez fue el internado indígena más grande de Canadá cerca de Kamloops, Columbia Británica, a 354 kilómetros (220 millas) al este de Vancouver.

Desde el siglo XIX hasta la década de 1970, más de 150.000 niños indígenas fueron obligados a asistir a escuelas cristianas financiadas por el Estado, regentadas en su mayoría por misioneros católicos, en una campaña para integrarlos a la sociedad canadiense.

El gobierno canadiense ha reconocido que los abusos sexuales y maltratos físicos eran frecuentes en esas escuelas, donde se azotaba a los alumnos por hablar en sus lenguas nativas.

Dos miembros del parlamento del Nuevo Partido Democrático han exigido que el gobierno federal investigue las acusaciones de crímenes de lesa humanidad en internados.