Bielorrusia incrementa represión a la prensa independiente

Las autoridades de Bielorrusia bloquearon el portal de un importante medio periodístico, detuvieron a varios de sus periodistas y realizaron allanamientos en otras tres organizaciones noticiosas el j...

Las autoridades de Bielorrusia bloquearon el portal de un importante medio periodístico, detuvieron a varios de sus periodistas y realizaron allanamientos en otras tres organizaciones noticiosas el jueves, en los pasos más recientes de una amplia campaña contra la disidencia y la prensa independiente en el país.

El Ministerio de Información dijo que bloqueó el sitio web de Nasha Niva luego que la fiscalía general acusó a la organización de colocar información ilegal no especificada.

La Asociación de Periodistas Bielorrusos dijo que las autoridades realizaron allanamientos en las oficinas de Nasha Niva, arrestaron al redactor en jefe Yahor Martsinovich y al redactor Andrey Skurko, además de revisar sus apartamentos. Otros cuatro periodistas de Nasha Niva no pudieron ser contactados, dijo la asociación.

Agentes del departamento de seguridad estatal, que sigue teniendo el nombre de la era soviética, KGB, también allanaron el jueves dos medios noticiosos regionales, la Gaceta de Brest e Intex-press en Baranovichi.

Y en la ciudad de Orsha, en el este, las autoridades arrestaron a Ihar Kazmerchak, redactor del portal noticioso Orsha.eu y allanaron el apartamento del fotógrafo Dzyanis Dubkou.

Un periodista de Nasha Niva, Artsem Harbatsevich, comparó la represión con las acciones previas de las autoridades contra otro importante portal independiente, Tut.by, que resultaron en el bloqueo del sitio y la detención de 12 de sus periodistas.

Es una represión contra las oficinas editoriales en la peor tradición soviética, dijo Harbatsevich a la The Associated Press en una entrevista telefónica desde Minsk.

Nasha Niva, fundado en 1906, es el medio noticioso más antiguo e influyente en Bielorrusia. Su audiencia en internet excede los 100.000 lectores.

Nasha Niva y Tut.by cubrieron ampliamente las protestas de meses contra el presidente autoritario Alexander Lukashenko, que fueron desatadas por su reelección a un sexto mandato en agosto de 2020 en unos comicios considerados ampliamente como fraudulentos.

Las autoridades respondieron a las manifestaciones con una represión violenta que derivó en 35.000 arrestos y miles de personas golpeadas por la policía. Las principales figuras de la oposición están encarceladas o se han visto forzadas a huir del país.

Sviatlana Tsikhanouskaya, principal candidata de la oposición, escapó del país después de la elección. El jueves, llamó a los bielorrusos a subscribirse a canales noticiosos para respaldar a la prensa independiente.