California: Quitan título a secundaria por caso de tortillas

El organismo rector de los deportes en las secundarias de California despojó el miércoles del campeonato divisional de basquetbol a un plantel del sur del estado porque algunos de sus jugadores arro...

El organismo rector de los deportes en las secundarias de California despojó el miércoles del campeonato divisional de basquetbol a un plantel del sur del estado porque algunos de sus jugadores arrojaron tortillas al equipo rival de un plantel predominantemente hispano.

La Secundaria de Coronado perderá su título regional masculino de la División 4-A debido a la conducta denigrante y humillante que siguió al partido de campeonato disputado el 19 de junio, dijo la Federación Interescolar de California en un comunicado.

Hay imágenes de video en las que al menos dos estudiantes de la Secundaria de Coronado, predominantemente blanca, lanzan tortillas al equipo de la Secundaria Orange Glen de Escondido después de derrotarlo 60-57.

El incidente siguió a una riña entre el cuerpo técnico de ambas secundarias. Atrajo la atención nacional y suscitó diversas investigaciones.

La Junta Escolar Unificada de Coronado votó unánimemente por despedir al entrenador JD Laaperi tras lo sucedido, y el supervisor de distrito Karl Mueller emitió una disculpa pública.

Un exalumno de la Secundaria de Coronado que proporcionó las tortillas a los jugadores dijo que arrojarlas a los rivales era una tradición en la Universidad de California, en Santa Barbara, donde él estudió. Luke Serna dijo que tiene ascendencia mexicana en un 50% y señaló que "no hubo ninguna intención racista detrás de esa acción, reportó el periódico San Diego Union-Tribune.

Sin embargo, la Federación Interescolar de California señaló en un comunicado que su director ejecutivo estatal reitera que las conductas discriminatorias e insensibles racialmente hacia un rival contravienen los principios del deporte en la educación.

En este caso, no hay duda de que el acto de arrojar tortillas a un equipo predominantemente latino es inaceptable y merece sanciones, se afirma en el comunicado.

Mueller dijo el miércoles que la escuela está revisando las sanciones de la federación y decidirá si las apela.

También hemos contratado a un investigador externo para que examine a fondo el incidente, lo cual guiará cualquier acción correctiva adicional, afirmó Mueller en el comunicado.

Además de quedar vacante el campeonato regional, la junta rectora puso a la Secundaria de Coronado bajo vigilancia los próximos tres años escolares, y señaló que el equipo masculino de basquetbol no podrá jugar como local partidos de postemporada a nivel seccional, regional o estatal durante los años escolares 2022-2023.

Los demás equipos, administradores, deportistas, entrenadores y directores deportivos de la escuela deben tomar un taller sobre espíritu deportivo" antes de que puedan ser anfitriones de competiciones de postemporada, señaló la junta. El taller debe incluir entrenamiento para la sensibilidad racial y cultural. Y los administradores escolares y directores deportivos deben asistir a capacitación para gestión de partidos.

La junta también recomendó que ambas secundarias trabajen juntas para brindar a los estudiantes oportunidades de justicia restaurativa.