Eduardo Cabra busca un verano con profundidad en CABRA

Eduardo Cabra no quiere un éxito del verano, más bien quiere ir a las profundidades con Cabra, la primera mitad de su álbum debut en solitario.

Eduardo Cabra no quiere un éxito del verano, más bien quiere ir a las profundidades con Cabra, la primera mitad de su álbum debut en solitario.

Tras ser galardonado con tres Grammy y 10 Latin Grammy, incluyendo los que obtuvo como integrante de Calle 13 y por su trabajo como productor de Vicente García, además de componer para otros artistas y hacer música para películas y series, el cantautor puertorriqueño deseaba hacer su álbum para experimentar y hacer cosas diferentes.

Era algo que llevaba pensando hace unos añitos atrás, de hecho la decisión estaba tomada antes de la pandemia, dijo en una entrevista reciente por videollamada desde su casa en San Juan, Puerto Rico.

Liderar proyectos es algo que llevo haciendo desde adolescente, siempre he estado encargado de la dirección musical de todos los proyectos en los que he participado, explicó. No tenía la necesidad de ser protagonista... Esta primera mitad del disco no creo que está en esa búsqueda del hit del verano ni del triunfo.

El álbum comienza con temas enérgicos como La cabra jala pa'l monte, Lingote y La ventana, una canción con toques de cumbia con la que rinde tributo a otros de sus temas bailables como Atrévete-te-te, Cumbia de los aburridos y Tal para cual.

Era un homenaje a las cumbias que he hecho en mi vida, dijo. Quería conectar con esas frecuencias y con esos trabajos de antes que siempre eran como una bendición que le ha dado la cumbia a estos temas.

En Gris se llega al meollo del álbum, el punto de equilibrio entre la música electrónica y las letras de Cabra. En el video del tema aparece cantando frente a un micrófono mientras es bombardeado con cáscaras de banana, tomates, café, pintura, palomitas de maíz y otras tantas cosas. Cabra dijo que es como una expiación de cosas no tan chéveres de las relaciones.

Es reconocer los errores que uno ha cometido en la vida, dijo. Esa basura me está cayendo arriba como si fuera algo que me mereciera, que realmente ese fue el estado en el cual traté de conectar mientras estaba ocurriendo el video... por eso hay una cierta tranquilidad en la performance.

En Quisiera ser un meme invitó a su hija Azul, de 15 años, para los coros. Cabra ha tratado de cultivar en ella el canto y la ejecución de instrumentos como el piano desde hace varios años.

Está empezando a rendir frutos. Esta fue una primera experiencia de ella y creo que lo hizo increíble, dijo.

Como buena joven de la Generación Z, Azul usa frecuentemente las redes sociales y comparte memes. Cabra dijo que la canción humaniza un meme y lo compara con las propuestas artísticas o las personas que quieren ser extremadamente exitosas.

Creo que ella (Azul) esté participando en el tema valida bastante el tema porque ella es una persona que está todo el tiempo pegada a las redes y consume muchos memes, dijo. No sé si en 10 años ella va a estar cansada de esto y se quiera ir a vivir al campo.

Hablando del campo, en la portada Cabra está cargando a una blanca cabrita. La foto fue tomada en Argentina, donde también filmó el video de La cabra jala pa'l monte y en el que también aparece ese animal.

La cabrita súper bien, fue un trabajo con un equipo que las cuida bien, dijo Cabra. Le hablaban todo el tiempo, le daban agí¼ita, comida, me dijeron cómo agarrarla y todo.

Con el lanzamiento del álbum la semana pasada Cabra presentó el video de Lingote, filmado en Villa Palmera, uno de los barrios donde se crio y donde todavía vive su abuela, a la que fue a visitar mientras lo grababan.

Un Belén, lleva este título en homenaje a los fallecidos y para pedir por el bien que se suele hacer cerca de Año Nuevo en Puerto Rico. Hay canciones folclóricas que incluyen el término un belén para dedicado a personas fallecidas. Cabra reprodujo una de estas canciones durante la entrevista.

Es un homenaje y una despedida para los amigos que se han ido, amigos y familiares que se han ido en los últimos tiempos, dijo Cabra sobre su canción. Es la acción de irse de acá, y la despedida y el homenaje, y decirles que todo está bien.

CABRA tendrá una segunda mitad, que espera tener lista para fin de año, y que será diferente y un poco más ligera que la primera. De momento no reveló quiénes serían sus otros invitados, pero dijo que los elegirá por su cercanía.

Voy a colaborar con gente que yo admiro y que me den gana, más allá del following (seguidores) y los likes, dijo. Creo que este asunto de los súper invitados se ha convertido en una estrategia de mercadeo para estar intercambiando following que no me interesa.