Candidatos militares, experimento de un municipio de México

fue acusado de narcotráfico por fiscales estadounidenses. Posteriormente retiraron los cargos por la presión del gobierno mexicano y acabaron devolviendo al general a México, cuya fiscalía no enco...

fue acusado de narcotráfico por fiscales estadounidenses. Posteriormente retiraron los cargos por la presión del gobierno mexicano y acabaron devolviendo al general a México, cuya fiscalía no encontró nada sospechoso y desechó rápidamente la investigación.

Distintos colectivos civiles y hasta Naciones Unidas han alertado de una creciente militarización del país pero la línea roja siempre fue la política.

A los militares no les gusta involucrarse en política, dijo a la AP Juan Ibarrola, experto en temas militares. A su juicio, "no les conviene y no lo necesitan porque ya tienen suficiente poder y por eso han tenido mucho cuidado de no hacerlo. Según el analista, desde hace más de una década hay un soldado y un marino con escaños en la Cámara de Diputados por distintos partidos que, aunque están en retiro, tienen el visto bueno de las fuerzas armadas y siempre buscan su beneplácito, pero ese no es el caso de la candidatura de Naucalpan. Ese no es un evento que el ejército promueve, aseguró.

Hernández Mandujano dijo que nunca pidieron permiso para postularse aunque, si ganan, si prevén informar de sus intenciones.

El gran problema de nuestro país es la falta de organización, afirmó el general Robles. Por eso, a su juicio, su experiencia militar fue vista por la ciudadanía más como una fortaleza que como un miedo.

Las encuestas no les favorecen, pero Hernández Mandujano celebró que ya hubo eco. "Ya nos han buscado muchos generales, jefes de tropa. Por eso no descartan, en un futuro, poder crear un nuevo partido político.