Nicaragua: Citan a periodistas en investigación a Chamorro

El empresario radial Fabio Gadea Mantilla, la directora de un canal de televisión clausurado y una periodista de la cadena estadounidense Univisión fueron citados el martes por la Fiscalía de Nicar...

El empresario radial Fabio Gadea Mantilla, la directora de un canal de televisión clausurado y una periodista de la cadena estadounidense Univisión fueron citados el martes por la Fiscalía de Nicaragua en el marco de una investigación por presunto lavado de dinero contra la periodista y aspirante presidencial Cristiana Chamorro.

El Ministerio Público investiga a Chamorro, hija de la expresidenta Violeta Barrios (1990-1997) y del periodista Pedro Joaquín Chamorro, asesinado en 1978 por sicarios del dictador Anastasio Somoza, por supuestas irregularidades financieras de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro (FVBCH), que dirigió hasta enero pasado.

Además de Fabio Gadea, director de Radio Corporación, que mantiene una posición crítica al gobierno de Daniel Ortega, fueron citados a la Fiscalía las periodistas María Lilly Delgado, corresponsal de Univisión en Managua, y Verónica Chávez, directora del canal 100% Noticias, clausurado en diciembre de 2018 por el Estado.

Delgado informó sobre el citatorio en un mensaje vía Twitter, en el cual lo atribuyó a un plan para silenciar a la prensa independiente en Nicaragua.

Pretenden implicarme en el mismo proceso arbitrario por supuesto ´lavado de dinero™ que siguen contra Cristiana Chamorro, denunció.

El Ministerio Público citó también a los exfuncionarios de la FVBCH, Guillermo Medrano y Lourdes Arróliga. La Fundación, fundada en 1997 para promover la libertad de prensa, cerró operaciones en febrero pasado. Según sus directivos, el cierre se produjo en rechazo a la polémica Ley de Agentes Extranjeros, que busca controlar el acceso de recursos externos por parte de las ONG.

Periodistas de medios independientes acudieron al lugar para expresar su apoyo a las personas citadas por la Fiscalía, cuya sede fue rodeada por efectivos policiales y personas de civil que fotografiaron a los reporteros.